Juventud

EDUCACIÓN

Alumno del Instituto Nacional: “Aula Segura es una ley que criminaliza y viola los derechos fundamentales de todos los estudiantes”

En el contexto del segundo desalojo que se realizó esta semana al Instituto Nacional, Benjamín, estudiante del emblemático, conversó con La Izquierda Diario sobre la movilización, la represión de Alessandri, Aula Segura, y sus perspectivas.

Sábado 15 de junio

¿Cómo se ha vivido el período de movilización en el IN?

Las movilizaciones dentro del liceo comenzaron en marzo, debido a un profesor acusado de abuso sexual a una menor de 17 años. En ese momento empezamos a hacer marchas internas y otras cosas dentro del liceo, sin ninguna respuesta concreta por parte de la dirección, no hicieron nada.

El 29 de marzo desde el liceo se hizo un “corta-calle” donde Fuerzas Especiales hizo ingreso al establecimiento, a la brevedad se hizo una citación a los apoderados y comenzó la represión interna por parte de los inspectores. Desde ese día vivimos en un “estado de sitio”, todos los días están los carabineros afuera, esperando a que pase cualquier cosa y amedrentando los estudiantes que pasan.

Es este escenario nos organizamos, incluso con el Rector aplicando los “debidos procesos”, pero peleamos por problemas que nos afectan, como la plaga de ratones, falta de profesores, una opción vegana de alimentación. Como también consideramos problemas de nivel nacional en nuestro petitorio, estamos contra el TPP-11, Aula Segura, el Control Preventivo de Identidad y Admisión Justa.

¿Qué los llevó a tomarse el liceo?

Después de varios espacios de reflexión, decidimos en una votación democrática la toma del liceo, con una importante mayoría a favor de esta medida. Lamentablemente el alcalde Alessandri y el presidente Piñera siguen tratándonos de “manzanas podridas”, siguen enviándonos a Fuerzas Especiales, desalojando, tomando detenidos a estudiantes y golpeándolos sin importarles nada, incluso si estamos haciendo actividades culturales.

A pesar de todo este clima de represión, el Centro de Alumnos quiere llevarnos a un camino de acuerdos con el municipio y con la Dirección de Educación Municipal, quieren sentarse en una mesa con ellos a negociar, pensando que nos van a solucionar todos los problemas con diálogo, pero nosotros ya hemos visto, a través de muchas solicitudes y denuncias que hemos hecho, que al alcalde no le importan nuestras demandas ni nuestras propuestas, sólo está preocupado de desarticular nuestra organización, de seguir invirtiendo en represión, por eso nos seguiremos manifestando.

¿Cuáles han sido las consecuencias de Aula Segura dentro y fuera del IN?

Aula Segura se nos está aplicando con fuerza, hay cerca de 20 procesos, mientras que Alessandri y el Rector sólo se han dedicado a amedrentar a los apoderados de estos estudiantes para que ellos los saquen. El primer caso fue por un compañero que estaba en medio de una masa de personas y se le acusó de golpear a un funcionario, sin ninguna prueba, al igual que los otros casos, sólo hay acusaciones por parte de los inspectores y el Rector, que son quienes hacen las investigaciones.

En otros colegios también ha sido brutal, sólo dentro del Darío Salas hubo 90 expulsiones, también se han abierto procesos dentro del INBA, y a nivel nacional esta ley se aplica incluso para estudiantes con capacidades diferentes que no pueden tener un buen comportamiento dentro del aula (…) la mejor solución que encuentran las autoridades es la expulsión, dejando sin derecho a estudiar al menos que un psicólogo o un psicopedagogo evalúe la salud mental, ósea, aparte de criminalizarnos, nos cuestionan con supuestos problemas mentales.

Creemos que Aula Segura es una ley que criminaliza y viola los derechos fundamentales de todos los estudiantes.

Frente al paro indefinido de profesores ¿Qué rol crees que deberían jugar los estudiantes en este momento?

Con la movilización de profesores a nivel nacional, como estudiantes hemos discutido darles nuestro apoyo, porque si bien las demandas parecieran no estar relacionadas, son parte del mismo problema, que es el sistema educativo en general. Dentro de nuestro liceo está claro, las cosas que nos afectan a nosotros también afectan a nuestros profesores, sin embargo los profesores del IN no se adhirieron al paro.

A pesar de esto, debemos hacer el llamado a los profesores y a los estudiantes a actuar en unidad en contra de la represión y en contra del gobierno. Mientras el Ministerio de Educación no les aprueba las demandas a los profesores, a nosotros del gobierno nos sigue reprimiendo con Aula Segura, con el control preventivo de identidad y sigue precarizando la educación pública.

¿Cómo crees que se puede derrotar Aula Segura y las reformas del gobierno?

Creo que para derrotar Aula Segura y las reformas precarizadoras de Piñera, es necesaria en primera instancia la unión del sistema educativo. Los profesores, estudiantes secundarios y universitarios, como también los apoderados nos tomemos las calles en conjunto y con un pliego unificado de demandas. Debemos avanzar a un paro nacional del sector educativo y enfrentar a este gobierno y sus políticas represivas. La ministra de Educación, por ejemplo, no fue a la reunión con el Colegio de Profesores, este gobierno y Alessandri ya demostraron que no les interesa el diálogo ni las demandas de la educación.







Temas relacionados

Admisión Justa   /    Paro de profesores   /    Marcela Cubillos   /    MINEDUC   /    Educación pública   /    Colegio de Profesores de Chile   /    Represión policial   /    Represión   /    Opinión   /    Educación   /    Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO