Economía

DEUDA EXTERNA

Anticipan jugoso preacuerdo con el buitre mayor Paul Singer

Ayer, un abogado que representa a los acreedores NML y Aurelius Capital, adelantó que se llegó a un principio de acuerdo con la Argentina por una oferta de 5.000 millones de dólares. Una suma con 66% de aumento comparado con lo adeudado el año pasado.

Jueves 25 de febrero de 2016 | Edición del día

En día de ayer, el abogado de NML y Aurelius, Matthew McGill,informó que habría un principio de acuerdo con la Argentina “sobre los términos económicos”, durante una audiencia en la Corte de Apelaciones del Segundo Circuito de Nueva York. Según el abogado, están “así de cerca” de llegar a un acuerdo final y sólo restaría buscar "una mecánica de pago que funcione".

El representante de los fondos explicó que el acuerdo sería por “una transacción de 5.000 millones de dólares”. De confirmarse este anuncio, la nueva oferta realizada representa una mejora del 66%según un escrito que presentó el fondo NML de Paul Singer a la Justicia de EEUU el año pasado, donde sostenía que la Argentina le debía 3.000 millones de dólares.

Por su parte, desde la Argentina, ni el abogado Michael Paskin,ni el Ministerio de Hacienda emitieron declaraciones. La noticia, que rápidamente se difundió en los medios, despertó el enojo del mediador Daniel Pollack quien señaló que "esta afirmación violó la confidencialidad de las conversaciones entre las partes, lo cual es un principio inviolable de todas las negociaciones a través de mí como Special Master. Si y cuando haya un acuerdo firmado en principio alcanzado entre ésa parte (por NML y Aurelius) o cualquier otra, yo lo anunciaré como Special Master".

Mc Gill agregó ante el tribunal que se había acordado aproximadamente un 20% de 9.000 millones de dólares en reclamos que negocia el país en la mesa de Pollack, y que sus clientes engloban el 65% de las demandas con sentencias de Griesa, es decir, unos 5.850 millones de dólares.

El gobierno de Macri, viene realizando tentadoras ofertas para cerrar el conflicto con los buitres para poder volver al sendero del endeudamiento. Recientemente, como publicó La Izquierda Diario, el gobierno presentó una oferta a los holdouts por 6.500 millones de dólares, no sólo a los que fueron beneficiados por el fallo de Griesa sino también para los “me too”.

La propuesta argentina presenta una quita del 25%, sin embargo por cada 10 dólares invertidos recibirán 120 y 130 dólares de pago. Es decir, que si el acuerdo con los fondos mayores se concreta, el país deberá entregar 5 mil millones de dólares a los fondos buitres duros, más 6 mil millones de dólares (en efectivo) a los acreedores “me too”. En esta semana, ya anunciaron que se emitirán 15 mil millones de dólares en bonospara pagarle a los holdouts, luego de que Griesa decidiera levantar el bloqueo a los pagos y otorgar plazo hasta el 29 de febrero para aceptar la oferta argentina.

La condición del juez neoyorquino, que representa un nuevo escollo para el macrismo, es lograr la derogación de la Ley Cerrojo y la Ley de Pago Soberano para finalmente poder pagar estas generosas sumas. Es decir, necesita de la aprobación del Congreso Nacional, donde no tiene la mayoría, para poder pagarle a los buitres. El Gobierno enviará en la primera semana de marzo a la Cámara Baja el proyecto para derogar ambas leyes.

¿Quién es Paul Singer?

Paul Singer es el director de Elliott Capital Management que tiene un capital mayor a 15.000 millones de dólares (11.500 millones de euros). Según la revista Forbes, Singer acumula una fortuna de 1.120 millones de euros.

El líder de Elliot es republicano y cercano al sector conservador del "Tea Party", entre los socios de NML está la mujer del ex candidato a presidente MittRomney, quien perdió las elecciones contra Barack Obama.

Sus fondos de inversión, junto a otros acreedores que representaban el 7%, no aceptaron las quitas ofrecidas 2005 y 2010, y siguieron exigiendo el pago integral sin quita ante el juez Thomas Griesa.

En 2011 obtuvieron una buena noticia,fue cuando el juez de Nueva York decretó un fallo a su favor y sentenció que había que pagarles 1.330 millones de dólares, es decir una ganancia del 1380% cuando el 93% restante que sí aceptó la quita obtuvo 300%. A NML le corresponden alrededor de 225 millones de euros, a cambio de la deuda que según el Gobierno argentino adquirió por 35 millones.

Este fondo hizo de todo para que la Argentina pague, es conocido el embargo de la Fragata Libertad en 2012. En esa ocasión, el gobierno anterior lo acusó de tener su sede en las Islas Caimán, lugar de evasión fiscal.

La estrategia con la que manejó la deuda argentina no es nueva, así en los años 90 obtuvo, mediante fallos judiciales, 43 millones de euros en deuda de Perú que había comprado por sólo 8 millones, y otros 67 millones en pasivo de Congo que había adquirido por 15 millones.

En Argentina también hizo negocios, su fondo NML Elliot está ligado a Black Rock, otro fondo especulativo y accionista de la gráfica Donnelley que fue vaciada y abandonada en 2014 dejando a todos sus trabajadores en la calle. Black Rock también tiene acciones en Lear Corporation, autopartistas que despidió masivamente en 2014.

Ni quita, ni pago de la deuda externa

El macrismo pretende cerrar el acuerdo con los holdouts y volver a endeudarse para aliviar las consecuencias que desataron sus medidas económicas.Política económica que está cuestionada por el sector más ortodoxo que pide más ajuste versus el sector que quiere ajustar a una velocidad menor. Sin embargo, el endeudamiento como se ha demostrado en la historia de este país, es continuar sometiéndose a la expoliación y a las condiciones del capital financiero imperialista.

El kirchnerismo, supo honrar la deuda pagando más de 190 mil millones de dólares y no se aliviaron los problemas, a pesar de las grandes ofertas que le hicieron al capital extranjero.Por el contrario,fueron millones los recursos que se destinaron a intereses en vez de aumentar la Asignación Universalpor Hijo o las jubilaciones o aumentar los presupuestos de salud y educación.

Hoy el gobierno macrista ofrece al buitre mayor Singer un aumento del 66% mientras que a los docentes les propone un mísero aumento del 25% de sus salarios y despide a miles de trabajadores estatales aduciendo que hay que recortar el gasto.Es necesario rechazar el nuevo acuerdo con los buitres, ahora de color amarillo, y no pagar la deuda externa para evitar una nueva carga para los trabajadores.







Temas relacionados

Singer   /    Deuda   /    Deuda externa   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO