Política

JUNÍN DE LOS ANDES

Apropiación de niños: “Necesitamos saber nuestro origen”

La Izquierda Diario entrevistó a Sonia Manzini, empleada judicial, quien denunció a la jueza de Paz de Junín de los Andes, Raquel Briceño, por apropiación ilegal de niños antes y durante la última dictadura militar.

Martes 29 de septiembre de 2015 | Edición del día

Fotografía: José Cusit

El viernes pasado, Sonia dio una conferencia de prensa junto a su primo (también apropiado), organismos de Derechos Humanos y otras organizaciones, en la que dio detalles de su denuncia que Manzini, su hermano y su primo, radicaron en la Justicia Federal para que se investigue su origen.

Hace una semana se hizo pública una denuncia que presentaste contra tus padres de crianza, ¿cómo es ésta denuncia?

  •  Empecé a investigar primero caseramente, digamos. Al ver que no podía porque hay mucha impunidad y se te hace callar la boca, y demás, me fui hasta Red por la Identidad e San Martín de los Andes. Ellos pusieron un abogado, que es Juan Grabois , y él hizo la presentación en el Juzgado Federal en Buenos Aires. Ahí se empezó a desarrollar todo y luego viajé a hacer la denuncia.

    Raquel Briceño dijo que ella no era jueza en la dictadura, pero en los medios salió que trabajaba en el registro civil...

  •  Sí, ahí hay una confusión. Ella trabaja en lo que antes era Juzgado de Paz y Registro Civil, estaban todos juntos en esta provincia, desde los 18 años. Después, hace pocos años, no sé bien cuando, se dividió por un lado el Registro Civil y por otro lado el juzgado de Paz.

    ¿Cuándo empezaste a tener sospechas sobre tu identidad y la de tu hermano?

  •  La de mi hermano, yo la llevo cargada desde mis 10 años, porque a esa edad veo como lo traen y se me pide que le elija una fecha de nacimiento y un nombre. Se llama Rafael por Jorge Rafael Videla [nombre que en ese momento vio por televisión NDR]. Y con lo mío, tanto por lo de mi hermano como lo de mi primo, me entero recién este año, pero nunca pudimos hablar ni hacer nada porque siempre estuve bajo amenaza,con mucho miedo, y no tenía las herramientas para hacerlo antes.

    ¿Pudiste saber quiénes participaron de tu apropiación?

  •  No, todo eso se está investigando. No tengo nada de eso.

    ¿Podes inferir (o conoces) cómo funcionaba el mecanismo de apropiación de bebés en la zona?

  •  Es terrible la cantidad de gente que está llamando, contando, y se ve que es una red, primero que se ha naturalizado mucho, la gente lo ve normal porque creen que sacarle un chico a una familia humilde y dárselo a una más pudiente le están haciendo un favor al chico, o sea se lo cosifica. Ellos creen que te premiaron porque te mandaron a una escuela, te dieron un techo, una casa. No ven el daño que te hacen , esto es horroroso porque no se ve ni el daño que se le hace al chico ni el daño que se le hace a la madre que tuvo al chico. Obviamente, por lo que nos cuenta la gente, hay muchos involucrados desde el hospital, enfermeras, jueces, del registro civil. Y la gente que calla es cómplice también.

    ¿Hay sospechas de quiénes son tus verdaderos padres, los de tu hermano y los de tu primo?

  •  No, no...Ojalá, ayúdenme. Igualmente estamos esperando los resultado de ADN, lo que pasa que todo esto se adelantó debido justamente que se infiltró información y empezó a salir (en los medios) y bueno por eso se adelantó la conferencia. No era para ahora, estábamos esperando los resultado de ADN. Pero sí, ya hay mucha información acerca de mi primo y de mi hermano, por más que Raquel (Briceño) siga diciendo que yo miento.

    ¿Cómo fue que te animaste a denunciar?

  •  He pasado cada una! Me animé porque vi que era la única forma de llegar a la verdad. No había otra forma. Yo pregunté millones de veces y pedí de mil formas que se diga la verdad y siempre se nos negó. Hay mucha gente que sabe que hay algo raro en ellos y va a los padres y ellos tienen esta reacción: se enojan, sos el malo, sos el mal agradecido. Así se ha educado a la sociedad, justamente, en el miedo, en el no preguntes, no digan no hablen y estamos destruyendo un país para nuestros hijos y las descendencias, y que vienen robando memoria, historia y parece que a la gente le cuesta darse cuenta. Yo veo (en las redes sociales) que se publican las cosas y la gente pone “me gusta” pero no ayuda a que esta información salga para ayudar más a la gente. Bueno, es todo un tema de conciencia y de años que se ha venido haciendo.

    Esto hasta la actualidad se cree normal, ellos creen que están haciendo un bien, que están haciendo un favor. Pero te puedo asegurar que no, nosotros necesitamos saber nuestro origen y por eso, justamente, es distinto las apropiaciones, que te sacan y te ponen un nombre, los datos que ellos quieren, a una adopción. Para las adopciones legales hay un artículo que aclara que al niño se le tiene que decir la verdad, porque el niño opta después, elige.







  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO