Sociedad

SEMANA POR EL FUTURO EN NUEVA YORK

Argentina, su potencial para la transición energética y su política ambiental “altamente insuficiente”

Según un estudio de Climate Analytics, para 2050 el país podría reducir sus emisiones de gases en un 94 % respecto a 2014 con más y mejores trabajos en electricidad, edificios residenciales y transporte de carga terrestre.

Sabrina Pozzi

Periodista | Fellow of Climate Tracker | @sabrinapozzi

Jueves 26 de septiembre | 14:03

Según Climate Analytics, la Argentina es uno de los países que tiene un gran potencial para la transición energética, pero que, a causa de las políticas ambientales deficientes del Estado, todavía continúa en la lista de países “altamente insuficientes” para cumplir con los objetivos del Acuerdo de París. Así lo señaló este instituto de ciencia y política climática internacional en el marco de la conferencia “La carrera hacia las emisiones cero”.

“La situación no es positiva”, reconocieron Paola Yanguas Parra, experta en Dirección de Estrategias de Descarbonización, y Claire Stockwell, analista Mayor de Políticas Climáticas. Las expertas, que basaron su estudio en el informe del IPCC titulado Global Warming of 1.5 °C, encaminaron la charla con dos palabras que, según ellas, deberían adoptar todos los países: “ambición y acción”.

En su último informe sobre la Argentina, titulado Incrementando la acción climática: oportunidades clave para la transición a una sociedad de cero emisiones, Climate Analytics indica que para 2050, el país “podría reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero hasta un 94 % por debajo de los niveles de 2014, en los tres sectores clave: electricidad, edificios residenciales y transporte terrestre de pasajeros y carga, lo que lo encamina bien para convertirse en un líder mundial en una ambiciosa transición energética”.

En cuanto a las bajas de empleo, por ejemplo, con los combustibles fósiles, el estudio detalla que eso no sería un problema ya que habría mejores trabajos y, además, no contaminarían. “Los nuevos empleos en las energías renovables y las industrias bajas en carbono equilibrarían las pérdidas de empleos, e incluso habría beneficios adicionales, como la reducción de la contaminación y las viviendas modernas”.

El informe señaló que el suministro de electricidad, los edificios residenciales y el transporte terrestre de pasajeros y carga representan el 40 % de las emisiones de Argentina en 2014.

Los resultados muestran que el país está “dotado de recursos renovables y que ya tiene objetivos ambiciosos de expansión de energía renovable para 2025”. Además, detallaron que para 2040, “tiene el potencial de aumentar las energías renovables y reducir las emisiones de la generación de electricidad hasta en un 80 % respecto a los niveles de 2014”.

Sin embargo, aclaró que se necesitan esfuerzos de política fortalecidos e inversiones significativas en infraestructura de red para asegurar que Argentina logre estos objetivos. “Tiene que abandonar su desarrollo planificado de extracción y exportación de gas a gran escala, ya que podrían conducir al bloqueo de un suministro de energía de alta emisión. Y para descarbonizar toda su economía de acuerdo con el límite de calentamiento de 1.5 °C del Acuerdo de París, Argentina también deberá tomar medidas en sus sectores de agricultura y uso de la tierra”.

Durante la conferencia, las investigadoras mostraron un cuadro que se dividía en categorías dependiendo de las medidas que están tomando los gobiernos para cumplir con el Acuerdo. Éstas eran: Rol/Modelo, Compatible con el Acuerdo de París, 2°C grados Compatible, Insuficiente, Altamente Insuficiente y Críticamente Insuficiente.

La Argentina forma parte del grupo “Altamente Insuficiente”. Durante las conferencias Yanguas Parra y Stockwell hicieron hincapié en que tiene que “cambiar la forma de tener gas natural” y que eso, además, “mejoraría la calidad de los trabajos”.

En este punto, claramente, se está hablando de Vaca Muerta. Es imposible cumplir con el Acuerdo con Vaca Muerta, que no sólo contamina, sino que también genera trabajos precarios y peligrosos para la vida de los trabajadores y de toda la comunidad. Otro punto clave es el campo. Fabián Tomassi fue un luchador ejemplar contra los agroquímicos que falleció a causa de trabajar aplicándolos en los campos de monocultivo. Son trabajos que matan y contaminan, y que, a la larga, ni las ganancias les sirven a los empresarios y políticos, ya que el sistema es inviable para vivir y con dignidad.

Conferencia en tres ejes

La importancia de los 1.5°. En este punto, explicaron que si el planeta se mantiene a esa temperatura se reducirían los impactos por el cambio climático. Se espera limitar el carbón mediante BECCS, es decir, la bioenergía con captura y almacenamiento de carbono que es el proceso de extraer bioenergía de la biomasa y de capturar y almacenar el carbono, eliminándolo de la atmósfera. Una de las metas a largo plazo es alcanzar para 2070 el “net zero”, es decir, las cero emisiones, la sustentabilidad.

El real estado de la situación. Dijeron que no era buena, que así se va a llegar a los 2° y no a 1.5°. Advirtieron que las emisiones de carbón están aumentando y que las políticas son insuficientes. “Se necesitan tomar acciones urgentes –en la próxima COP en Chile en diciembre. Se necesita ambición y acción”.

Más promesas ambiciosas por el clima. “No festejamos”, aclararon. Agregaron que se necesitan acciones y una transformación grande para que las emisiones se reduzcan a la mitad. Y concluyeron que hay planes en marcha.

En conclusión, acordaron en que el problema más grande es la electricidad. Por ejemplo, en el caso de Chile, dijeron que las termoeléctricas deberían cerrar para 2032, ocho años antes de lo que dijo su presidente.

Por último, resaltaron lo más importante: “Estos cambios darían muchos beneficios. Se reduciría la polución, habría más electricidad para más personas sin dependencia (energías renovables) y habría mejores trabajos y salarios”.







Temas relacionados

Crisis climática   /    Ecología y medioambiente   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO