Géneros y Sexualidades

ENTREVISTA

Carla Rivero: "No debemos callar ante los atropellos y avasallamientos"

Carla Rivero, docente primaria de Corrientes que fue discriminada por su identidad de género, le cuenta a La Izquierda Diario cómo este hecho de homolesbotransfobia aviva su lucha.

Tomás Máscolo

@PibeTiger

Santiago Lucas D’Ambrosio

Estudiante del I.E.S N1 "Dra. Alicia Moreau de Justo"

Jueves 8 de septiembre de 2016 | Edición del día

La docente denunció ser discriminada debido a su identidad de género. Recibió apercibimientos y fue notificada de un traslado a otra escuela para realizar tareas administrativas.

¿Hace cuánto que sos docente y por qué elegiste esta profesión?

Hace más de 20 años que soy docente. Desde que comencé a estudiar tuve la posibilidad de trabajar en la misma escuela donde estuve durante todos este tiempo. Una escuela olvidada de la ciudad de Villa Gobernador Gálvez, del departamento Rosario, N° 1271 “Alicia Moreau de Justo”. Desde que estaba en la escuela secundaria siempre tuve alumnos particulares y si bien hice un año de Derecho, mi situación económica no me permitía seguir esa carrera tan larga. Fui así que elegí el Profesorado para la Enseñanza Primaria.

¿Cómo fue que empezaron los hechos de discriminación?

Los hechos tuvieron lugar desde mi llegada, los primeros días de marzo aproximadamente. En un primer momento no lo advertí como un hecho discriminatorio. La directora en su despacho literalmente me expresó: “¡Qué cosa rara que una persona trans sea docente!”. Eso ocurrió a los pocos días de haber ingresado a la institución. Al hecho le resté importancia porque, de por sí; creo que hay una sola chica trans en la ciudad y de alguna manera podía llamar la atención, como novedad. Posteriormente comencé a notar irregularidades institucionales: lo que más me movilizó fue lo tendiente a lo que afectaba directamente a los alumnos, ya que cuando desayunaban no almorzaban y cuando almorzaban no desayunaban, considerando que las partidas de comedor llegan en tiempo y forma.

A partir de allí comenzó la persecución personal y hostigamiento laboral. Me retrasaron las liquidaciones de haberes, con cartas documentos en el medio. En el cuaderno de actuaciones docente comenzaron, al mismo tiempo, los apercibimientos. Radiqué la denuncia respectiva en la seccional primera de la ciudad acusando a la Sra. Khun de cometer actos discriminatorios en forma permanente hacia mi condición sexual. Y así, también, expuse las anomalías antes mencionadas, y abuso de poder.

Ella buscó una docente amiga y me acusó de ser violenta, cuando, en forma permanente sigo recibiendo mensajes de los padres de mis alumnos, para solidarizarse con los hechos acaecidos. Pero lo más grave de los hechos es que la señora antes mencionada convocó, dentro de los espacios institucionales, una reunión de padres para exponer que soy trans, tratándome consecuentemente de señor. Una madre, de manera muy gentil y viendo tales hechos agraviantes, grabó una parte del discurso en mi contra y me lo envió. Fui invitada a algunos programas televisivos y radiales locales, pero los amiguismos trataron de salvaguardar el buen nombre de la directora.

¿Qué respuestas te dieron los directivos y el gobierno provincial?

Los directivos trataron por todos los medios de silenciarme y provocaron por medio de la intervención de la Supervisora Regional Sra. Miriam Lian Gonzales Escalante, un traslado transitorio a otra escuela donde he sido recibida cordialmente. He puesto al tanto de la situación al Ministerio de Educación de la Provincia de Corrientes. Las instituciones estatales que dependen del Ministerio de Educación, trataron de ocultar el problema y aprobaron los actos discriminatorios de la Sra. Khun ya que no se pronunciaron para repudiar los actos.

¿Qué opinas que cambió y que falta cambiar después de sancionada la Ley de Identidad?

Para la sanción y la promulgación de la Ley de Identidad de Género N° 26.743 se colectivizó en 2012, para dar una mejor calidad de vida a las personas trans, corrió mucha sangre, muchas compañeras y compañeros dejaron su vida reclamando nuestros derechos. Hay gente que todavía desconoce la ley. Falta más valoración atendiendo a que somos personas más allá de nuestra identidad de género; de nuestro cuerpo, que es nuestro y no tenemos ninguna explicación que dar. Hay que dejar de medir nuestras capacidades superponiendo nuestra identidad de género.

Te puede interesar: Docente trans discriminada en su escuela

Algunas palabras finales para los lectores del diario.

Agradezco la atención, el espacio y no debemos callar ante los atropellos y avasallamientos de personas o instituciones que tienen un trato diferente con personas o colectivos de una comunidad. Se debe poner freno a los prejuicios negativos que atentan contra las personas que padecemos actos discriminatorios. Y para finalizar me remito a Jaime Marchant: define la discriminación de género como "la discriminación conceptualmente es una conducta sistemáticamente injusta y desigual contra un grupo humano determinado. Discriminar consiste en privarle a un grupo humano de los mismos derechos que disfrutan otros."

Que la furia llegue al Encuentro Nacional de Mujeres

Abrimos la sección este diario para que sirva como una herramienta para combatir la opresión de todas las personas LGTTBI de la mano de todos los explotados y oprimidos, para arrancarle nuestros derechos y libertad al Estado y sus gobiernos. Como en el caso de Carla, su identidad de género se ve reflejada en su DNI, pero no en su realidad diaria donde muchas veces se ve mano a mano con la transfobia.

Este 8, 9 y 10 de Octubre se realizará el XXXI Encuentro Nacional de Mujeres. Desde Pan y Rosas invitan a ser miles de mujeres y personas trans en pie de lucha por la libertad de todas las sexualidades y la reivindicación de sus derechos, gritando: ¡Basta de transfobia!.







Temas relacionados

Corrientes   /    Transfobia   /    Educación   /    Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO