Géneros y Sexualidades

Córdoba: el PJ debuta en su transición a la gestión municipal cajoneando los derechos del colectivo trans

Este jueves iba a ser tratado un proyecto de inclusión laboral, pero finalmente volvió a comisión.

Viernes 11 de octubre | 09:23

Este jueves se llevó a cabo una sesión del Concejo Deliberante de la ciudad de Córdoba donde se esperaba el tratamiento de la inserción laboral de les trans. El radicalismo y el peronismo no hicieron más que demagogia especulando con la demanda histórica del colectivo. La inclusión laboral trans sigue esperando.

El proyecto oficial impulsado por el radicalismo buscaba habilitar un cupo de 3 % de la planta municipal para el ingreso de personas trans. Una maniobra demagógica clara: no sólo porque lo hacen a dos meses de dejar el gobierno municipal, después de haber gobernado durante 8 años sin promover la inclusión laboral; sino porque cuidadosamente garantizaron la división de su propio bloque para evitar que, teniendo mayoría automática, realmente se aprobara el proyecto. Con el oficialismo dividido, el proyecto quedó cajoneado y volvió a comisión.

En tanto, el peronismo cordobés no se quedó atrás. Presentando un proyecto alternativo que no garantiza la inclusión laboral en la órbita municipal, se opusieron a la aprobación del proyecto junto a parte del radicalismo y del resto de la oposición, incluyendo el bloque de Tomás Mendez de ADN, que posa de progresista. De esta manera, el peronismo encara su transición hacia el gobierno municipal cercenando los derechos de un colectivo históricamente postergado, que necesita de manera acuciante políticas que le garanticen el acceso laboral. Un Schiaretti que salió fortalecido de las pasadas elecciones -en las que el kirchnerismo no presentó lista y sus referentes locales lo llamaron a votar- muestra cuanto le importa la vida trans.

El repudio fue inmediato en el recinto donde se habían movilizado distintas organizaciones y activistas. Por su parte, Laura Vilches, que presentó un proyecto para la inclusión laboral trans en la legislatura provincial, expresó:

Los derechos del colectivo trans no pueden esperar

Como hemos reflejado en diferentes notas de La Izquierda Diario, lxs trans y travestis, que tienen una expectativa de vida de 40 años, vienen luchando hace años por trabajo, acceso a la salud y a la educación. Así lo hicieron una vez más el pasado 25 de julio en Córdoba, en la marcha organizada por la asamblea trans-travesti, contando con el apoyo de diferentes organizaciones de la diversidad y de mujeres.

Lo sucedido en la sesión muestra que el camino es redoblar la lucha y la movilización en las calles. En el marco de la degradación general de las condiciones de vida que impone el ajuste a pedido del FMI, que golpea duro sobre los sectores más vulnerables, cada conquista se hace más dificil y por lo tanto cada pelea tiene perspectivas solo desarrollando la más amplia coordinación con el resto de los sectores que enfrentan el ajuste. La fuerza está en la unidad del colectivo trans con el movimiento de mujeres, lxs trabajadorxs estatales precarizados, las trabajadores del Polo de la mujer y lxs trabajadores de Minetti en lucha.

Te puede interesar: Marcharon en Córdoba contra los travesticidios y transfemicidios







Temas relacionados

Cupo laboral trans   /    Córdoba   /    Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO