Política

REVOLUCIÓN ALEMANA

Crónica desde Berlín: 100 años del asesinato de Rosa Luxemburg

Este domingo 13 de febrero miles de personas salieron a las calles de Berlín a los 100 años de la Revolución Alemana, del asesinato de Rosa Luxemburgo y de Karl Liebknecht.

Bárbara Brito

Docente y ex vicepresidenta FECH (2017)

Domingo 13 de enero | 15:01

Con lluvia y un frío que congela las manos, la izquierda alemana llegó a la esquina desde donde comenzó la movilización. Son miles, y entre la multitud destacan los chalecos amarillos reivindicando la lucha de la clase trabajadora francesa. Es que la historia de Rosa Luxemburgo y Karl Liebknecht también se escribió en la calle.

"Wer hat uns verraten? Sozialdemokraten!", fue un grito que resonó a lo largo de toda la manifestación, haciendo alusión a la traición de la socialdemocracia alemana durante la revolución de noviembre, al asesinato de Rosa Luxemburgo y Karl Liebknecht.

Entre los presentes estuvo el grupo RIO de Alemania, parte de la Fracción Trotskista por la Cuarta Internacional, junto con la agrupación de mujeres Pan y Rosas (Brot und Rosen). Lo hicieron reivindicando el legado revolucionario de Rosa y Karl. "Detrás de las guerras y las crisis está el capital, la lucha por la libertad es internacional", fue uno de los cánticos.

Dos años antes de la revolución alemana, en abril de 1916, Karl Liebknecht convocó a una manifestación para el primero de mayo con un discurso público contra la guerra imperialista. "¡Pan! ¡Libertad! ¡Paz!", gritó. Tras ese discurso fue detenido. Las ideas de Liebknecht continúan siendo revindicadas hasta el día de hoy.

Otro de los grupos que se hicieron presentes fueron las mujeres que vienen organizando la primera huelga para este 8 de marzo. También la agrupación de mujeres Pan y Rosas. Hoy se preparan para el lanzamiento del libro traducido al alemán "Pan y Rosas" de Andrea D’Atri, que se desarrollará el 23 de febrero. Marcharon con chalecos amarillos y un lienzo de Rosa Luxemburgo y Clara Zetkin en el que se leía "1919-2019. Las trabajadoras hacen temblar el mundo".

Durante la marcha pude conversar con Lilly Freytag, dirigenta de Pan y Rosas Alemania. Para ella la marcha se da en un nuevo contexto del movimiento de mujeres internacional que cada día encuentra una mayor influencia en Alemania. "Llegaron 300 mujeres a la asamblea para preparar el 8 de marzo, por primera vez en años nos proponemos levantar una huelga para luchar por los derechos de la mujer trabajadora".

La manifestación terminó en el cementerio, en el memorial de Rosa Luxemburgo. "La Internacional", que resonó a través de un alto parlante y fue coreada por la gran mayoría de los asistentes, marcó el final de la movilización.







Temas relacionados

Revolución alemana   /    Socialdemocracia   /    Rosa Luxemburg   /    Internacional   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO