Mundo Obrero

SIN SUELDO EN CUARENTENA

Docentes FinEs de CABA movilizan porque hace 6 meses que no cobran

Docentes y estudiantes del Plan FinEs de la Ciudad paran este viernes 12. Reclaman por los 6 meses de salario que les adeudan y por conectividad para sus estudiantes. A su vez, denuncian que la responsabilidad es compartida entre el Gobierno porteño y el nacional.

Hernán Cortiñas

Congresal Unión de Trabajadores de la Educación (UTE)

Jueves 11 de junio | 20:22

Este viernes 12 la docencia del plan FinEs de la Ciudad de Buenos Aires estará realizando el primer paro virtual con concentración en la Jefatura de Gobierno desde que comenzó la cuarentena.

Los motivos son más que urgentes: hace seis meses que no perciben ningún ingreso por su trabajo, a pesar de ya haber presentado los papeles para sus altas y estar dando clases a distancia. Tampoco reciben respuesta los estudiantes del programa, que en su mayoría viven en villas o barrios populares, y no cuentan ni con conectividad ni con ingresos en medio de la crisis profundizada por la pandemia.

Sin derechos no hay cuarentena posible. Tanto para los estudiantes como para les trabajadores de la educación que están sin ingresos. Esto los llevó a profundizar la experiencia de organización en asambleas por sede, asambleas de programa, elección de delegados, clases en donde se abordaba el tema con los estudiantes, campaña de fotos y de videos denunciando la situación en las redes sociales, y muchas otras iniciativas. Sin embargo, el Gobierno nacional se niega a transferir un presupuesto de por sí ya ajustado, dado que afirmaron en diversas reuniones que sería el mismo que el del 2019. Por su parte, el Gobierno porteño tomó las altas a los docentes, pero como empleador se está negando a adelantar los seis sueldos adeudados y a equipararlos con los del resto de la docencia. Menos aún recibieron respuesta les estudiantes.

Este programa socioeducativo tiene más de 10 años, es una falacia total pensar que, con los niveles de deserción actual, no sea necesario mantener y mejorar las políticas públicas enfocadas a garantizar el derecho de todo adulto a terminar la secundaría. No existe excusa para no garantizar todos los derechos estatutarios y las leyes educativas para les docentes y estudiantes de dicho plan.

Frente a un ataque de esta magnitud y el contexto de una crisis más generalizada, se hace necesario coordinar con otros sectores precarizados de la educación y que los sindicatos se pongan a la cabeza de cada una de estas luchas. El pasado lunes, la asamblea abierta de Ademys votó apoyar las resoluciones de les trabajadores. Es necesario que UTE, el sindicato mayoritario, y dentro del cual están afiliados varios delegados del plan, haga lo mismo.

El contexto de crisis social, económica y sanitaria pone en debate también la necesidad de coordinar con otros sectores, que unifiquen los reclamos para tener más fuerza y lograr las medidas de fondo que necesitamos para que esta crisis no la pague el pueblo trabajador. El ejemplo de coordinación entre docentes, trabajadores de salud, empresas recuperadas, vecinos y organizaciones territoriales en el Bajo Flores es un buen puntapié, pero es necesario fortalecer y extender esa perspectiva con la participación activa de nuestros sindicatos.

Te puede interesar: Trabajadores de salud, docentes y vecinos de la 1-11-14 reclamaron en Bajo Flores

Esta crisis pone blanco sobre negro la necesidad de construir una salida desde abajo, ya que la deuda es con nosotres, no con el FMI. Para tener más presupuesto en salud, educación, vivienda y trabajo también está a la orden del día un impuesto a las grandes fortunas que incluya a los que se la llevaron en pala los últimos años, los bancos y los terratenientes.







Temas relacionados

Coronavirus   /    UTE-Ctera   /    Plan Fines   /    Precarización laboral   /    Ademys   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Educación   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO