Economía

DEUDA EXTERNA

¿Dónde quedó la promesa de "investigar la ilegal deuda macrista"?

La nueva oferta para el canje de la deuda externa presentada por el Gobierno recibió el apoyo entusiasta de varios fondos de inversión, la Asociación de Bancos de la Argentina, Nicolás Caputo y hasta Domingo Cavallo. El presidente había afirmado meses atrás que era necesario analizar la emisión de deuda para que no haya “decisiones que se toman en perjuicio del pueblo”.

Matías Hof

@HofMatias

Martes 7 de julio | 09:59

Este domingo Martín Guzmán, luego de ir concediendo punto por punto las ventajas exigidas por distintos fondos de inversión, presentó una nueva oferta oficial para el canje de deuda emitida bajo legislación extranjera en la SEC (Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos). La misma implica una gran mejora comparada con la elaborada en abril y fue recibida como positiva por importantes actores y figuras que responden a los intereses de la esfera de las finanzas. Un escenario muy alejado de las declaraciones de Alberto Fernández realizadas durante el año pasado y cuando asumió la presidencia.

En 2019, en medio de la campaña electoral, Alberto había afirmado: “Como fuera advertido en la primera reunión del Frente de Todos con el staff del FMI realizada en junio de este año, el último desembolso ha sido íntegramente destinado a financiar la fuga.” Unos meses después al ser entrevistado por el ex presidente de Ecuador, Rafael Correa sostuvo: "La campaña política más cara de la historia de la humanidad es la de Macri. A los argentinos nos costó 57.000 millones de dólares". Alguien podría argumentar que se refería sólo al acuerdo realizado con el FMI, pero no fue así.

En su discurso de marzo de este año en el Congreso nacional había dicho: “El Banco Central se encuentra analizando de modo pormenorizado la manera en la que nuestro país recibió divisas en concepto de préstamos y el destino que los mismos merecieron. Todos hemos visto impávidos cómo los dólares que deberían haber financiado el desarrollo productivo, acabaron fugándose del sistema financiero, llevándose los recursos y dejándonos la carga de la deuda”. En esa oportunidad el primer mandatario criticó la decisión de "endeudarse sólo para beneficio de los especuladores y prestamistas, debemos saber lo que pasó, quiénes permitieron que eso suceda y quiénes se beneficiaron con esas prácticas".

El Banco Central realizó y difundió su informe en el cual analizan que durante el gobierno de Mauricio Macri la fuga de capitales alcanzó un monto superior a los US$ 86.000 millones. Allí desarrollaba como estos fondos quedaron concentrados entre unos pocos miles de personas y entidades, confirmando que la deuda no había sido destinada en función de los intereses del “pueblo”, sino de las grandes empresas, financistas y millonarios. Pero todo quedó en discursos y análisis, a la hora de pagar la deuda el Gobierno no desconoció ni uno solo de los bonos emitidos, por el contrario optó por otorgar una oferta con grandes ganancias para los fondos de inversión.

Te puede interesar: Claves de la propuesta de Guzmán: más concesiones a los lobos de Wall Street

Esto lo reflejaron declaraciones como las de Luis “Toto” Caputo que este domingo escribió en Twitter: “Muy buena propuesta de Canje. (...) Una propuesta justa que debiera tener una alta participación”. Caputo, es nada menos que el exministro de Finanzas de Mauricio Macri, uno de los principales impulsores del proceso de endeudamiento que sufrió el país bajo la gestión de Cambiemos. Es conocido por el bono emitido a cien años, un regalo para los especuladores y una estafa acordada con el fondo de inversiones Noctua Partners, del cual Caputo había sido parte de sus dueños. Ni siquiera este fraude escandoloso está puesto en cuestión.

A su vez la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA), emitió un comunicado en el cual consideró que la reciente propuesta de canje realizada por el Gobierno "es muy positiva porque establecerá una estrategia sostenible de la deuda de nuestro país y al mismo tiempo acerca las expectativas de los acreedores". Uno de los sectores que más ganó a costa de los fondos del presupuesto nacional durante el macrismo y que puede verse beneficiado si los acreedores aceptan la oferta.

Si con esto no fuera suficiente, se sumó Domingo Cavallo, símbolo y responsable de la crisis de deuda del 2001. El ex ministro de economía dijo sonriente: "Espero que se llegue a un acuerdo con la deuda. En definitiva, es una buena propuesta”.

Los bancos y los neoliberales están contentos porque en los hechos el Gobierno está aceptando que las grandes empresas y los especuladores continúen saqueando al país por la vía de la fuga de capitales y la deuda. Lo opuesto al discurso de Alberto Fernández cuando exclamó: "Nunca más a un endeudamiento insostenible, nunca más a decisiones que se toman en perjuicio del pueblo, nunca más a la puerta giratoria de dólares que se fugan y dejan tierra arrasada a su paso". Para terminar de una vez con este círculo vicioso que lleva a descargar la crisis sobre los trabajadores, es necesario declarar el desconocimiento soberano de la deuda.

También podes leer: Deuda, IFE y derrumbe de actividad: tres claves económicas de la semana







Temas relacionados

Martín Guzmán   /    Luis Caputo   /    Alberto Fernández   /    Crisis económica   /    Reestructuración de deuda   /    Domingo Cavallo   /    Crisis de deuda   /    Deuda   /    Crisis    /    Deuda externa   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO