Sociedad

IGLESIA CATÓLICA

El cura pedófilo Grassi a juicio por robo de fondos de su fundación

Con dinero de “Felices los niños” el amigo de Bergoglio habría pagado el alquiler de su casaquinta de Hurlingahm, ubicada justo enfrente de la fundación. El 1 de octubre arranca el juicio oral.

Lunes 19 de septiembre de 2016 | 15:28

El cura Julio César Grassi afrontará un nuevo juicio oral y público a partir del próximo 1 de octubre, acusado por el presunto delito de “peculado” por usar de forma “indebida” y “en beneficio propio” el dinero de la Fundación “Felices los Niños”.

Grassi será juzgado por el Tribual Oral en lo Criminal 3 de Morón, por haber usado, presuntamente, fondos provenientes de donaciones a la ONG que él mismo fundó en los años 90, con el fin de pagar el alquiler de una casaquinta que ocupaba en el mismo barrio de la fundación, en el partido de Hurlingham, en el oeste bonaerense.

El juicio está previsto para diez audiencias y el sacerdote, ya condenado por abuso sexual contra un niño que se alojaba en un hogar de la Fundación, podría sufrir una nueva pena por un delito que tiene penas de hasta diez años de prisión.

Grassi alquiló la lujosa propiedad en 2002, cuando a raíz de la acusación en su contra por la que finalmente fue condenado, utilizó el dinero de la Fundación para vivir cerca de ella, pese a que no podía tener acceso.

En la causa, la defensa de Grassi planteó una “probation”, es decir hacer “tareas comunitarias” a cambio de evitar ir a juicio oral y público, lo que fue rechazado por el tribunal que lo juzgará.

Vale recordar que Grassi no es un representante “común” de la Iglesia Católica y de allí el revuelo que causó a principios de la década pasada la denuncia de abusos sexuales por parte de jóvenes que habían pasado por su fundación.

Leé también El papa Francisco recibió al expresidente Carlos Menem

De hecho el mismo cura hizo en reiteradas oportunidades alarde de su cercanía con el entonces Arzobispo de Buenos Aires y cardenal Jorge Bergoglio. Más de una vez el pedófilo manifestó que el hoy Papa Francisco era “su confesor”.

Lo que nunca trascendió es si Bergoglio escuchó de parte del mismo Grassi, en sus momentos de confesión, anécdotas o datos referidos a esos abusos sexuales.







Temas relacionados

Julio César Grassi   /    Abusos sexuales   /    Pedofilia   /    Jorge Bergoglio   /    Iglesia Católica   /    Provincia de Buenos Aires   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO