Economía

CONGRESO NACIONAL

El gran chantaje: se posterga el debate por el impuesto al salario

Tras la campaña del miedo y el chantaje lanzado por el gobierno contra los cambios al impuesto a las Ganancias, los bloques mayoritarios del senado negociaron postergar el debate.

Miércoles 14 de diciembre de 2016 | Edición del día

Ayer tras una larga jornada de chantaje, y con la ayuda de la oposición, el gobierno ganó tiempo y pospuso el debate por Ganancias en el Senado.

Macri advirtió que, en caso de que se apruebe el proyecto opositor de reforma del impuesto a las Ganancias, "se reduciría en mitades las obras" públicas y los "giros a las provincias", por lo cual manifestó que confía en "la sensatez de los senadores que velan por las cuentas públicas".

Esta amenaza se reforzó con las declaraciones del jefe de Gabinete, Marcos Peña; el coordinador de Jefatura de Gabinete, Mario Quintana; su par del área económica, Gustavo Lopetegui; por el presidente Provisional del Senado, Federico Pinedo, y el jefe del bloque PRO en la Cámara de Diputados, Nicolás Massot.

En la campaña del miedo también jugaron fuerte las patronales. “La necesidad de financiar los cambios en Ganancias no justifica poner en riesgo el sustento de más de 12.000 familias y frenar la llegada de inversiones en las provincias que más lo necesitan”, amenazó la cámara que agrupa a empresas mineras.

El día cerró con la negociación de todos los bloques con representación en el Senado (incluido el bloque mayoritario Frente para la Victoria-PJ), quienes solicitaron al presidente Mauricio Macri que llame a una reunión multisectorial donde participen las fuerzas políticas, gobernadores y centrales obreras. El objetivo es pactar un nuevo proyecto del Impuesto a las Ganancias.

El gobierno tiene plazo hasta hoy a las 11 de la mañana para responder la propuesta. Hasta esa hora se pasa a cuarto intermedio la reunión de Labor Parlamentaria.

La foto unida de la oposición que circuló la semana pasada en Diputados, esta vez se invierte para volver a garantizarle la gobernabilidad a Macri, como ya ocurrió con otras leyes de entrega y ajuste como fue el pago a los fondos buitres, el blanqueo de capitales y el Presupuesto 2017.

Tras del debate, el secretario de Legal y Técnica, Pablo Clusellas, confirmó a DyN que Macri firmó el decreto para eximir de Ganancias el medio aguinaldo. Esto no es nada nuevo, la medida fue anunciada en octubre, pero a pocos días de la fecha límite para que los empleadores efectivicen el pago del aguinaldo, aún no había sido formalizada.

Sobre el final del día, según trascendidos mediáticos, se acordó un pacto entre el gobierno y varios gobernadores para postergar el debate de Ganancias.

Falsas promesas

“El Estado no tiene que quedarse con el fruto de tu trabajo. En mi gobierno los trabajadores no van a pagar impuesto a las Ganancias. Ese es mi compromiso”. Este fue el spot de campaña de Mauricio Macri. Transcurrido un año desde su asunción esto fue sólo una falsa promesa.

Macri a inicios de su mandato anunció devaluación, levantó el “cepo” cambiario y eliminó las retenciones para la mayoría de las exportaciones agrarias (reducción para la soja), industriales y mineras.

La Izquierda Diario calculó que los exportadores, entre enero y octubre de 2016, embolsaron $ 292.854 millones de ingresos extras por el efecto de la devaluación y los cambios en las retenciones.

Estas medidas se tomaron sin debate en el Congreso, ni ninguna “mesa de diálogo”, ni evaluación fiscal “responsable” como solicita ahora el gobierno.

Para las patronales millones, mientras para los trabajadores continúa la carga del impuesto al Salario que afecta a 1,4 millones de trabajadores en relación de dependencia y 400.000 jubilados. Un impuesto que en 1990 sólo alcanzaba al personal jerárquico, como gerentes o supervisores.

Te puede interesar: Impuesto a las Ganancias: claves, proyectos en disputa y evasión empresarial

La discusión en el Senado

La jornada inició con la reunión de la Comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado para tratar el proyecto de ley con la participación de los gobernadores, dirigentes sindicales y el titular de la Afip, Alberto Abad.

Abad abrió el debate, donde explicó los detalles sobre las diferencias entre el proyecto que cuenta con media sanción y la del oficialismo, que fue rechazado en Diputados.

El titular de la Afip sostuvo que “en lo que va del año se aplicaron medidas con relación a este impuesto que implicaron un costo de $ 56.960 millones”.

Abad explicó que el costo total fiscal en caso de sancionarse la iniciativa tal como fue aprobada en Diputados es de $ 132.541 millones mientras que el proyecto del ejecutivo implicaba un costo de $ 49.550 millones.

El gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey fue el primero en exponer y se manifestó a favor de los cambios en los mínimos no imponibles del impuesto a las Ganancias, pero advirtió que “avanzar con este proyecto sería profundizar el desfinanciamiento de las arcas provinciales”.

Rosana Bertone, gobernadora de Tierra del Fuego, sostuvo que “tendría que hacer malabares” en su provincia, en caso que se apruebe la propuesta de la oposición. También solicitó a los senadores que realicen cambios a la iniciativa con media sanción para “evitar los rojos fiscales” en las provincias. Bertone, que accedió a la gobernación por el Frente para la Victoria, se alineó con las mineras al recordar que hay una ley de estabilidad fiscal minera.

El gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, afirmó que su provincia “tiene un déficit fiscal profundo” y que la iniciativa opositora afectaría “en el orden de los $ 1.000 millones”.

Morales sugirió “no” apurarse “tanto” y alcanzar un “punto de acuerdo”. Además, el gobernador le pidió “al Senado que pare un poco el tema”.

Juan Schiaretti, gobernador de Córdoba, solicitó “paremos la pelota, veamos cómo nos juntamos y en un plazo racional llegamos a una propuesta”.

El único gobernador que declaró a favor del proyecto de la oposición fue Mario Das Neves, quien cuestionó que le “hubiera gustado” que la propuesta oficial “sea un acuerdo” entre Nación y los gobernadores. Sin embargo, declaró que “la AFIP recauda 92 millones solo de sueldo y aguinaldo en Ganancias este diciembre, que podrían estar en el mercado interno”.

La CGT una vez más sin medida de acción

Los dirigentes de la CGT Carlos Acuña y Héctor Daer también disertaron en la Comisión de Presupuesto y solicitaron al Gobierno que convoque a una “mesa de diálogo”.

Daer y Acuña exigieron al Gobierno que cumpla con su promesa de campaña de eliminar el impuesto y agregaron que “no es nuestro proyecto. No tuvimos en ningún momento la posibilidad de consensuar ni discutir este proyecto”.

Acuña sostuvo que “desde el año pasado” la CGT viene “insistiendo en el reacomodamiento de las escalas” y advirtió que con el último cambio del impuesto “más personas pagan Ganancias”.

Las declaraciones de los dirigentes sindicales sólo quedan en palabras, al igual que sucedió con la ley Antidespidos, la CGT no convocó a ninguna acción tras el veto presidencial, ni ahora pretenden hacerlo por Ganancias. Una vez más le concedieron una enorme tregua al gobierno.

Te puede interesar: CGT: un año arrodillados ante la CEOcracia

Hay que terminar con el impuesto al Salario

La oposición y el gobierno negocian a espaldas del pueblo trabajador para frenar una resolución para el impuesto al Salario que generaría un mínimo alivio momentáneo para el sector de la clase trabajadora que paga este impuesto Aún así, se estima que el proyecto votado la semana pasada en Diputados mantiene a un millón de trabajadores tributando.

Ni el gobierno, ni la oposición patronal, desde Massa hasta el kirchnerismo, se propone cuestionar el conjunto del sistema impositivo argentino que es regresivo, para gravar con impuestos progresivos a las grandes empresas y fortunas. El Frente de Izquierda es el único que sigue planteando la eliminación del impuesto a las ganancias aplicado al salario. El salario no es ganancia.







Temas relacionados

Marcos Peña   /    Miguel Ángel Pichetto   /    Impuesto a las Ganancias   /    Impuesto al salario   /    Macrismo   /    Mauricio Macri   /    CGT   /    Senado   /    Salario   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO