Política

La Plata: ocho años sin López, ocho años de impunidad

Ayer se realizó en la capital bonaerense una movilización a ocho años de la desaparición de Jorge Julio López. Organizaciones de Derechos Humanos, políticas, centros de estudiantes, la FULP, SUTEBA La Plata y Ensenada marcharon hasta la gobernación. Estuvieron ex detenidos como Nilda Eloy, María Laura Bretal, Carlos Zaidman, representantes de HIJOS La Plata y el diputado del PTS en el FIT, Christian Castillo.

Viernes 19 de septiembre de 2014 | Edición del día

Alrededor de 6.000 personas marcharon por las calles platenses para exigir la aparición del testigo clave en el juicio a Miguel Etchecolatz. El documento leído por las organizaciones planteó como principales consignas “Aparición con vida ya de Jorge julio López. Juicio y castigo a todos los responsables de su secuestro y desaparición. Juicio y castigo a todos los genocidas por todos los compañeros. Restitución de todos los jóvenes apropiados en la dictadura. No al traslado del Banco Nacional de Datos Genéticos. Por la universalización del derecho a la identidad”.

Carlos Zaidman, ex detenido desaparecido e integrante de la Multisectorial La Plata, Berisso y Ensenada, le dijo a La Izquierda Diario al finalizar la marcha que "a ocho años de impunidad el gobierno insiste en poner a Jorge Julio López bajo la alfombra y hacer con esto su tercera desaparición, que es la desaparición de su nombre y de este segundo secuestro. Nosotros demostramos que no les va a ser posible. El movimiento de la causa se refleja en lo primero que nos dijo Arslanian cuando nos reunimos con él, apenas desparecido López: con la bonaerense no nos vamos a meter. Después de miles y miles de fojas, de distintos jueces, hasta ahora no se ha demostrado la voluntad política seria de denunciar lo que el mismo López denunció, que había que investigar a la bonaerense.”

Por su parte María Silvia Coutoune, ex presa política, le dijo a este diario que “López tiene una trascendencia que va más allá de la figura en sí misma, al margen de todo lo que me encantaría encontrar al viejo. Me parece que es un símbolo”.

El documento leído también denunció los despidos y la represión a los trabajadores de Lear. “La continuidad es la lucha. En él la figura de todos los que no están, de la dictadura y la democracia. Unir la lucha de la desaparición de López con los despidos, me parece que tiene la misma relación. La cana lo lleva a López porque denuncia y a los de Lear les mandan la Gendarmería porque luchan contra sus despidos.”

Luciano Sivori, abogado del Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH) manifestó que “nos movilizamos una vez más contra la impunidad de ayer y de hoy, para exigirle al gobierno la aparición con vida del compañero López, así como la apertura de los archivos de la dictadura para enjuiciar a todos los responsables del genocidio. Este gobierno que se dice "de los derechos humanos" tiene a Milani y Granados en las fuerzas de seguridad, y junto con la Gendarmería y la policía sigue usando su poder de fuego contra los que salen a luchar. No hay un paso adelante en la causa de Julio López, por lo que tenemos que seguir exigiendo juicio y castigo a los responsables de su desaparición.”







Comentarios

DEJAR COMENTARIO