Internacional

ÉBOLA

La enfermera española mejora, mientras se pide la dimisión de Mato

La auxiliar de enfermería infectada de ébola en el Estado español, Teresa Romero, ha dado negativo en la última prueba PCR. Sin embargo, esto no significa que esté libre del virus de ébola, ya que se requiere una segunda prueba de confirmación.

Martes 21 de octubre de 2014 | Edición del día

Mientras tanto, el domingo miles de personas se movilizaron en Madrid convocados por la Mesa en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid (MEDSAP) para pedir la dimisión de la Ministra de Salud Ana Mato.

Estas movilizaciones (Marea Blanca) se realizan todos los terceros domingos de cada mes, pero esta vez tuvieron una connotación y un marco especial, mientras se multiplican las denuncias contra el gobierno por el mal manejo de los casos de ébola.

"No a los recortes y privatizaciones. Sí a la sanidad y servicios públicos" decían algunos de los carteles de los manifestantes que marcharon hasta el Ministerio de Sanidad.

La enfermera Teresa Romero mejora

Teresa Mesa, la portavoz de la familia de la Teresa Romero, comentó que ella se encuentra muy bien y con ganas de que le den el alta. Mesa añadió que Romero ya se levanta, pasea por la habitación, aunque todavía se cansa y que ya no precisa de oxígeno.

Mañana se conocerá si Teresa ha superado la infección por ébola, una vez se conozcan los resultados de la segunda prueba a la que será sometida.

A medida que se va recuperando, Teresa dice comenzar a recordar muchas cosas, pero no recuerda haberse “tocado la cara con la mano” como supuestamente hizo, según habían dicho las autoridades sanitarias.

Por otro lado, Mesa añadió que tanto Teresa Romero como su marido avisaron dos veces al equipo sanitario que ella podía haber contraído el ébola.

Fernando Simón, el director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, afirmó en rueda de prensa que Romero, que contrajo la enfermedad al tratar al religioso repatriado de Liberia Manuel García Viejo, "se encuentra bien y evoluciona favorablemente", aunque no avanzó cuando podrá ser dada de alta.

Simón recordó que hay en España otros tres casos en investigación, de personas que presentaron fiebre en los últimos días, aunque dos de ellos ya han dado negativo en la primera prueba.

Estas dos personas, pendientes de una segunda prueba, son un contacto de bajo riesgo de Teresa Romero porque viajó en la misma ambulancia en la que ella fue trasladada al hospital y un cooperante de Cruz Roja ingresado en las islas Canarias tras haber atendido a enfermos de ébola en Sierra Leona.

El tercer caso es un hombre que ingresó ayer en un hospital de Barcelona tras haber estado una semana en Guinea Conakri y 35 días en Sierra Leona, aunque "la mayor probabilidad" es que haya contraído malaria, según Simón.

No obstante, se han enviado muestras de sangre de este paciente, que tiene 48 años y nacionalidad andorrana, al Centro de Microbiología Molecular de Majadahonda (Madrid) donde serán analizadas y cuyos resultados se conocerán esta tarde.

Además, permanecen ingresados en el Hospital Carlos III de Madrid los quince contactos considerados de alto riesgo de Romero, todos ellos asintomáticos y que empezarán a ser dados de alta esta semana, a medida que vayan cumpliendo la cuarentena de 21 días.

Los primeros empezarán a recibir el alta entre hoy y mañana, otro grupo lo hará a finales de esta semana, y los últimos serán enviados a casa el próximo lunes 27 de octubre, cuando se termina el periodo de incubación pasados 21 días del último contagio.

Además hay 68 contactos de bajo riesgo de Teresa Romero que permanecen en observación en sus domicilios.

La Izquierda Diario/ EFE.







Temas relacionados

Ébola   /    Teresa Romero   /    Epidemia   /    Salud   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO