Mundo Obrero

AEROPARQUE Y EZEIZA

Las trabajadoras aeronáuticas ante nuevos desafíos

Entrevistamos a Carolina Medina y a Ayelén Córdoba, trabajadoras de las empresas Falcon S.A. –Ezeiza- y GPS –Aeroparque- respectivamente, que tercerizan servicios de Aerolíneas Argentinas. Organizarse junto a sus compañeras en una Comisión de Mujeres Aeronáuticas e impulsar una lista antiburocrática en las elecciones gremiales, parte de una experiencia de lucha cotidiana.

Martes 9 de agosto de 2016 | 13:42

¿Cómo comenzaron a organizarse junto a sus compañeras?

Carolina: Hace un tiempo atrás una compañera fue acosada en el trabajo por alguien de la empresa y nosotras armamos una asamblea, sin tener comisión interna ni nada en ese momento, solo con nuestros compañeros. Hicimos un paro exigiendo que saquen de ahí a ese acosador. Después de dos o tres días logramos que lo trasladen y más tarde lo echen. Ahí empezamos a organizarnos entre compañeras y con el apoyo de nuestros compañeros, contra el machismo y la violencia, contra el acoso constante de jefes y supervisores, que es una lucha continua. De a poco nos empezamos a organizar con compañeras de distintas empresas dentro de los aeropuertos.

empezamos a organizarnos entre compañeras y con el apoyo de nuestros compañeros, contra el machismo y la violencia

¿Cuáles son los principales problemas que tienen en su lugar de trabajo?

Ayelén: Una de las peores cosas es que trabajamos a la intemperie y las condiciones son muy precarias: no tenemos baños en buenas condiciones, y hay otras tercerizadas como Redguard que directamente no tienen covachas [lugares de descanso, NdR]. La cuestión de los baños es bastante terrible, sobre todo para las mujeres, por las infecciones que se producen por las malas condiciones sanitarias. Las que no tienen ni siquiera eso sufren consecuencias tremendas, porque están muchas horas en sus puestos sin poder ir a un baño; los jefes se burlan diciendo que son un problema “por ser mujeres”. La intemperie trae muchos trastornos: sufrís las lluvias, los días de calor y frío más fuertes, y la ropa en general no es adecuada para el clima. Las compañeras que son madres son las que más sufren la persecución, y si tienen que faltar por enfermedad de sus hijos les hacen enormes descuentos. Además las tercerizadas de Aerolíneas Argentinas estuvieron mucho tiempo sin hacer aportes para la obra social, o sea que nuestra salud estuvo a la deriva. Hubo casos donde durante tormentas eléctricas cayeron rayos en la pista y algunos compañeros terminaron lesionados; cuando volvieron de su recuperación los echaron. Nuestras vidas están a la deriva y para ellos sólo somos un puesto a cubrir.

Incluso tuvieron una compañera que falleció a causa de estas condiciones

A: Sí. María Eugenia era una compañera que trabajaba en una tercerizada de la empresa LAN [actualmente Latam, NdR]. Como trabajaba a la intemperie contrajo bronquitis y le dieron 48 horas de licencia médica. Cuando se reincorporó, como castigo por haber faltado, la mandaron a un puesto bajo un avión en la pista, un día de lluvia y frío. Esto le provocó una recaída y murió fruto de una neumonía; la patronal ante esto se justificó diciendo que la compañera tenía una enfermedad previa.

Nuestras vidas están a la deriva y para ellos sólo somos un puesto a cubrir

Mañana hay elecciones en uno de los gremios presentes en los aeropuertos. ¿Qué nos pueden contar sobre eso?

C: El sindicato se llama Upadep. En Falcon ganamos la comisión interna y ahora se eligen delegados. Por un lado está la Lista Blanca, la del sindicato -que responde a la patronal- y por el otro la Bordo, que representa las luchas que venimos llevando adelante los trabajadores. Está peleada la elección porque la burocracia está metiendo miedo. Nosotros estamos desplegando la campaña con todo, repartiendo volantes, pegando stickers, hablando con los compañeros. Peleamos porque no nos saquen el convenio aeronáutico y profundizar lo que venimos logrando con las luchas. Una compañera que trabaja en el turno tarde, Rocío, se presenta como candidata a delegada; esto es un gran paso, ya que hasta ahora todos los integrantes de la comisión interna son hombres. Esto va a dar un impulso muy importante a la Comisión de Mujeres.

Algunos de los integrantes de la Lista Bordo

¿Se están organizando para ir al Encuentro Nacional de Mujeres?

A: Es el tercer Encuentro del que participaremos como Comisión de Mujeres Aeronáuticas; el fin de semana pasado hicimos una actividad en el club obrero del PTS en Monte Grande para ir organizándonos junto a estudiantes, docentes y otras mujeres que también quieren ir. Pensamos ir con Pan y Rosas desde la comisión, y además estamos peleando con la compañera Rocío para que pueda ganar la Bordo en las elecciones gremiales y nos represente; somos conscientes que en nuestro lugar de trabajo somos las mujeres las que tenemos que organizarnos, y que si dirigimos las comisiones internas vamos a estar mucho más fuertes para ir en contra de toda esta burocracia sindical que está arreglada con el gobierno macrista que es terrible y a los trabajadores nos está matando, más a los tercerizados.

En el sector en el que trabajan hay más hombres qué mujeres, ¿cómo se vive el día a día?

C: Hay mucha cantidad de hombres y pocas mujeres. Hay mucho machismo, acoso y otras cuestiones que las mujeres padecemos todos los días; por ejemplo si necesitamos tomarnos días para cuidar a los nenes enfermos es un problema; el día femenino no lo tenemos, y cuando estás con muchos dolores tenés que venir igual a trabajar, en las condiciones que contamos antes. No te mandan a un puesto tranquilo, debés estar en la pista, llueva o haga frío; no importa si las condiciones son pésimas. Muchos compañeros con los luchamos codo a codo van comprendiendo toda esta situación y acompañan la lucha por nuestros reclamos como mujeres trabajadoras.

¿Es más difícil para las mujeres acceder a puestos mejor pagos en su sector, como en gran parte del gremio del transporte?

C: En los aeropuertos es así: los puestos mejor categorizados son para los hombres, prácticamente no hay mujeres movileras o auxiliares. Las mujeres estamos confinadas a despacho, la pista y la cinta.

La exigencia de pase a planta permanente ¿sigue siendo central hoy?

A: Una de los motivos por las cuales formamos las comisiones internas y luchamos por tenerlas es porque creemos que son una herramienta para luchar por un objetivo central: que termine la precarización en los aeropuertos y que no existan más las tercerizadas. Más allá de haber peleado por tener un convenio aeronáutico de 8 horas de trabajo, con dos días de descanso cada 4 días trabajados, lo que seguimos exigiendo es el pase a planta para que haya equidad entre todos los trabajadores y no existan diferencias entre efectivos y tercerizados. Ésta es una lucha que venimos dando desde hace años y es nuestra bandera; siempre la vamos a mantener y hasta no pasar todos a planta no vamos a parar. El kirchnerismo mantuvo y extendió el trabajo precario bajo las empresas tercerizadas, y cuando Recalde se sacó una foto con un cartel que decía “Ni una menos” nosotras planteamos que mantenernos precarizadas era una forma de violencia también, por todas las consecuencias que trae a nuestras vidas. El macrismo empieza aplicar el ajuste y esto golpea especialmente a las mujeres, que son las primeras en ser despedidas. Ni siquiera lo disimulan, como hacía Recalde.

seguimos exigiendo el pase a planta para que haya equidad entre todos los trabajadores y no existan diferencias entre efectivos y tercerizados







Temas relacionados

UPADEP   /    Comisión de Mujeres Aeronáuticas   /    Ezeiza   /    GPS   /    Trabajadores aeronáuticos   /    Falcon S.A.   /    Aeroparque   /    Aeronáuticos   /    Aerolíneas Argentinas   /    Provincia de Buenos Aires   /    Zona Sur del Gran Buenos Aires   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO