Mundo Obrero

ANIVERSARIO

Línea 60: a un año del asesinato de David Ramallo

En la cabecera de Barracas de la línea 60 se realizó un acto homenaje al compañero de técnica fallecido por desidia patronal.

Bárbara Acevedo

Enfermera | Hospital Garrahan @acevedo_bar

Benjamín Bascary

Enfoque Rojo

Sábado 9 de septiembre | 09:02

Fue un 9 de Septiembre. En una cabecera que nunca debió ser habilitada y por un pestillo elegido con desidia patronal, que no soportó el peso del colectivo, murió el joven trabajador del área técnica de la línea 60. Una caravana de colectivos 60 llegaron al sepelio de David en Avellaneda, tantos que los vecinos se preguntaban si velaban a alguien famoso. No era una despedida, era un encuentro entre abrazos. Una marea de camperas azules esperaba su turno para abrazar a la familia Ramallo. Unos a otros se juramentaban levantar y sostener las banderas de justicia. Hoy muchas de esas caras se reencontraron en la cabecera para empezar el acto.

A un año, en un día lluvioso y con una misa organizada por la familia comenzó el homenaje a David Ramallo. Fue un día de recuerdo, dolor y bronca. La misma bronca que desató el jefe de personal de la línea, que respondió burlezco a los pedidos de explicaciones de sus compañeros, mientras David aún luchaba por su vida en una terapia intensiva. Violencia generada por quienes les ponen códigos de barras a las vidas de los trabajadores, para facturar con ellas. Ellos, sus asesinos aún están impunes, mientras diez compañeros de la 60 están despedidos.

Eso lo expresó en forma muy emotiva la familia. Eva puente, mamá de David Ramallo se dirigió a los presentes "Les pido por favor que peleemos para que los compañeros (los despedidos) estén adentro, así David descansa en paz".

Por su parte, Alexandra Ramallo, esposa de David, expresó: "... Tenemos menos fuerza sabiendo que los compañeros están afuera y no se ha podido hacer nada... Lo de David está como cuando comenzamos, no hay responsables, no hay culpables, no hay nada... Estamos esperando la firma de la compañía que puso las maquinarias, van a ser 8 meses, estamos esperando que Fasciuto vaya a declarar, van a ser 7 meses, hicimos declaraciones y estamos esperando que se venga a seguir investigando acá todo lo que esta mal, van a ser 5 meses y no se ha movido nada, no hay nada. Y si no podemos pelear por los compañeros que están vivos, ¿cómo vamos a poder pelear por David que esta muerto y no esta acá, señores?. Así que necesitamos todo el apoyo de todos los compañeros, de adentro, de afuera y de los que no están unidos tratemos de convencerlos compañeros, porque los necesitamos, que estén de nuestro lado... Si estamos unidos nadie nos va a tocar, pero si estamos separados no vamos a hacer nada".

Frente a estos meses de impunidad la patronal Monsa – Dota cree ganar fuerza, intenta aislar a los trabajadores en una cabecera con grandes muros, distinta a la del ouente de hierro, avanzan con despidos y precarización. Y al día de hoy, a pesar de las inspecciones de la Superintendencia de Riesgos de Trabajo, la empresa no realizó ninguno de los arreglos técnicos para evitar que pueda volver a pasar que un compañero salga herido. Coches sin frenos, estructuras obsoletas, y a pesar de haberse embolsado millones de pesos los pasajeros también están en riesgo. La UTA, que deja pasar los despidos y la precariedad en todas las líneas, llego para pedir cautela y a levantar medidas de lucha, a pedir paciencia y confianza en las negociaciones. Hasta ahora sólo se ve como dejan pasar o son parte de los avances patronales. Pero las conciliaciones obligatorias y las voluntarias, pueden dejar marcas sobre las actas en los ministerios pero no sobre la conciencia.

Por eso hoy en Barracas se escucho nuevamente "Justicia por David Ramallo" y "Si me olvidan me matan dos veces". Leyendas que también estaban en globos negros que repartió la familia. Un día antes participamos en la marcha de Basta de asesinatos laborales. Cada año hay en nuestro país 400 muertos y 600 incapacitados por desidia patronal, teniendo en cuenta que los trabajadores contratados y precarios intentan ser invisibilizados. Entre los trabajadores del transporte la insalubridad provoca que el promedio de vida luego de la jubilación apenas llegue al año. Estas estadísticas golpean, la necesidad de justicia para la familia, amigos y compañeros no entiende de porcentajes. Los hijos y sobrinas de David lo siguen esperando. Los compañeros tenían los cortos y los botines en el bolso, listos para un partidito después del turno, al que David nunca llegó.

El recuerdo de David necesita mantenerse vivo, como la exigencia de justicia y castigo a los culpables. Si los David son olvidados, no sólo el muere dos veces, sino que la organización de los trabajadores pierde fuerza. Es por eso que la Agrupación "Choferes por las 6 horas" agregó el nombre de David al suyo, para que esté presente en cada una de sus luchas y en las calles. Apenas 15 días de lo sucedido, mostrando gran entereza y conmoviendo a todos los presentes, la madre y esposa de David saludaron al plenario de la agrupación en la que se votó esta decisión, en forma unánime y con un aplauso cerrado. Allí se comprendió que no hay memoria y justicia sin lucha y organización.

Por eso mismo marcharon por la aparición con vida de Santiago Maldonado pero también por Julio López, desaparecido en el gobierno de Cristina y la gendarmería de Berni, que reprimió, entre otras luchas, la de los 42 días en la línea 60. Plantar bandera contra la represión, la criminalización de la protesta y las desapariciones forzadas es fundamental para debilitar el avance del ajuste de Macri y la precarización laboral que imponen sus patronales amigas. La galería de fotos que incluimos en esta nota es un aporte de los compañeros de Enfoque Rojo que aportan desde el periodismo militante a amplificar estas ideas.






Temas relacionados

David Ramallo   /    Línea 60   /    Provincia de Buenos Aires   /    Zona Norte del Gran Buenos Aires   /    CABA   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO