Política

COMODORO PY

López reclamó una auditoría de la obra pública y un careo con empresarios constructores

El ex funcionario detenido tras revolear bolsos con millones de dólares, defendió su gestión en la obra pública durante el kirchnerismo y denunció "intencionalidad política" de la Justicia.

Viernes 4 de noviembre de 2016 | Edición del día

Fotografía: eltribuno

José López, ex secretario de Obras Públicas del kirchnerismo, declaró ayer ante el juez Julián Ercolini en la causa que investiga el manejo de la obra pública. Por el mismo tema, esta semana desfilaron por los pasillos de Comodoro Py la ex presidenta Cristina Kirchner y Lázaro Báez.

La Justicia investiga la supuesta existencia de un plan para favorecer con obra pública a la empresa de Lázaro Báez, Austral Construcciones. En su declaración negó que haya habido discrecionalidad a la hora de adjudicar obra pública a las empresas y además, denunció que hay "intencionalidad política y jurídica" en la causa.

Al igual que la ex mandataria, solicitó que se efectuara una auditoría de la obra pública desarrollada entre los años 2003 y 2015. Además, pidió que sean citados a declarar los representantes legales de las 36 empresas con más contratos adjudicados en el período para que digan si se los benefició o perjudicó intencionalmente en un proceso licitatorio. Inclusive, manifestó estar dispuesto a un careo con los empresarios.

Entre otros, el ex funcionario que saltó a la fama revoleando bolsos con dólares, mencionó a empresarios de gran envergadura como Paolo Rocca del grupo Techint, Osvaldo Acosta y Gerardo Ferreyra de Electroingeniería, Ángelo Calcaterra, primo de Mauricio Macri y representante de IECSA, Eduardo Eurnekian por Corporación América. También hizo mención a autoridades de la nacional INVAP y la brasileña Odebretch.

¿Esperará compasión por parte de estos empresarios? ¿O pretenderá cobrarle, en el contexto de su penosa circunstancia, viejos favores a viejos socios? Lo cierto es que López puso sobre el tapete muchos otros nombres, además del vapuleado Lázaro Báez. El caso de Ángelo Calcaterra, primo del presidente que hizo grandes negocios durante la década kirchnerista, da cuenta de que los empresarios que "pisan fuerte" en la construcción son transversales a todo espacio político burgués, al igual que la corrupción y los grandes negociados con el Estado.

López, quien se encuentra detenido en el penal de Ezeiza, se explayó sobre el funcionamiento de la Secretaría de Obras Públicas. En este contexto detalló que su Secretaría no se encargaba de aprobar presupuestos, ni de las licitaciones ni auditorías. Además destacó que las obras fueron revisadas por la Sindicatura General de la Nación y la Auditoría General de la Nación. También aseguró que durante su gestión se "respetaron los precios tope" en las licitaciones más importantes, como las de las represas del río de Santa Cruz y de Chihuido. "Este sistema resultó exitoso pues se aplicó en las dos licitaciones de mayor monto que realizó la Secretaría", afirmó.

López especificó que la obra pública se delineó según el Plan Estratégico Territorial (PET), en el que participaban Nación, las provincias y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Según el ex funcionario, este plan fue "elogiado" por el actual ministro del Interior y Obra Pública, Rogelio Frigerio.







Temas relacionados

Obra pública   /    Julián Ercolini   /    José López   /    Lázaro Báez   /    Comodoro Py   /    Kirchnerismo   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO