Internacional

EEUU - ISRAEL

Netanyahu en Washington desafía a Obama frente a posible acuerdo con Irán

Martes 3 de marzo de 2015 | Edición del día

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, se encuentra de visita en Estados Unidos y dio el principal discurso ante la conferencia anual del Comité de Relaciones Públicas Americano-Israelí (AIPAC), principal "lobby" pro-israelí de EE.UU. El mandatario advirtió que el acuerdo nuclear que está negociando con Irán podría amenazar la supervivencia del Estado judío y expresó que tenía una "obligación moral" de exponer sus diferencias sobre el tema con el presidente Barack Obama.

En un anticipo del discurso que ofrecerá hoy martes ante ambas cámaras del Congreso estadounidense, que ha tensado las relaciones entre Tel Aviv y Washington, Netanyahu expresó su temor a que las negociaciones entre Irán y seis potencias mundiales (EEUU, Rusia, China, Reino Unido, Francia y Alemania), permitan a la república islámica acceder a un arsenal de armas atómicas. Desde el lunes se celebra una nueva ronda de negociaciones en Suiza que debería desembocar en un acuerdo marco a finales de marzo.

“Irán amenaza destruir Israel”

"Como primer ministro de Israel, tengo la obligación moral de alzar la voz ante estos peligros mientras todavía tengamos tiempo de evitarlos", dijo Netanyahu ante los aplausos de una audiencia de 16.000 personas y agregó que "Irán amenaza con destruir Israel, está devorando país tras país en Oriente Medio, exporta el terrorismo y está desarrollando, mientras hablamos, la tecnología para construir armas nucleares, muchas de ellas", acusaciones que Irán continúa negando firmemente.

Al mismo tiempo, Netanyahu intentó distender la situación con la Casa Blanca, al decir que la relación entre su país y EEUU era "más fuerte que nunca" y continuaría mejorando. En el mismo sentido también afirmó que su discurso en el Congreso no tiene la intención de "faltar el respeto" a Obama.

El primer ministro sostuvo que los extendidos comentarios respecto a que las relaciones se han deteriorado gravemente "no sólo son prematuros, sino que además están equivocados".

Se espera que Netanyahu presione a los legisladores norteamericanos para que bloqueen un acuerdo con Irán. Por su parte, los asesores de Obama creen que tal compromiso podría convertirse en uno de los mayores logros del presidente demócrata en política exterior.

La invitación a Netanyahu fue organizada por los líderes republicanos en el Congreso a través del embajador israelí, sin que la Casa Blanca fuera informada previamente, una violación del protocolo que enfureció al Gobierno.

Obama ha dicho que no se reunirá con Netanyahu durante su visita, argumentando que hacerlo apenas dos semanas antes de las elecciones en Israel y en las que el primer ministro busca la reelección, podría ser considerado como una interferencia.

La división entre los partidos republicano y demócrata ha dado pie a fuertes roces diplomáticos entre Israel y Estados Unidos, que habitualmente navegan con sumo cuidado entre los dos bandos políticos en Washington. No obstante, el Congreso ha elaborado un nuevo paquete de sanciones contra Irán con el apoyo de legisladores demócratas y republicanos a la espera de evaluar los avances en el diálogo. Esta iniciativa es alentada por Netanyahu porque aunque Obama ya dijo que la vetaría, contribuiría a hacer fracasar las negociaciones en Suiza.

“La alianza con Israel trasciende a la política”

El contrapunto en nombre de la Casa Blanca en el encuentro del AIPAC, lo puso la embajadora estadounidense ante Naciones Unidas, Samantha Power, que fue recibida fríamente por los 16.000 asistentes.

Power no levantó firmes aplausos hasta que aseguró: "creemos firmemente que la seguridad y la alianza con Israel trasciende a la política, y eso siempre será así". La diplomática dijo que la "tensión" entre ambos gobiernos no hará temblar los cimientos de las relaciones bilaterales.

Mientras que Netanyahu centró su discurso en explicar el riesgo de un acuerdo nuclear con Irán y no mencionó el proceso hacia la paz con la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Power recordó la importancia de la coexistencia de dos estados (el israelí y el palestino) para la "pervivencia" del Estado judío.

No obstante, indicó, "el progreso hacia esta solución requerirá un liderazgo valiente y decisiones difíciles", como detener los asentamientos, "que dañan las perspectivas de la paz", al igual que lo hacen los intentos palestinos de denunciar a Israel por crímenes en la Corte Penal Internacional.

La Izquierda Diario / EFE / Reuters







Temas relacionados

Irán   /    Benjamin Netanyahu   /    Israel   /    Estados Unidos   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO