Sociedad

Un niño afectado por las inundaciones fue atropellado cuando buscaba un colchón

Ni Magario ni Vidal entenderán jamás lo que es morir en busca de un colchón

Hoy lamentablemente hemos perdido la vida de un niño estudiante de la primaria 179 de Virrey del Pino. Fue atropellado frente a la sede municipal de La Matanza en el km 40, acompañaba a su madre y a su abuela en busca de un colchón con su familia, ese colchón que se tira como migaja al pueblo matancero luego de cada inundación.

Melisa Maciel

Docente y Congresal de Suteba La Matanza

Viernes 25 de octubre | Edición del día

Un colchón no debería costar una vida

La Matanza se sumerge en aguas turbias provenientes de las inundaciones y las comunidades que son las que nada tienen, lo pierden todo. Hoy falleció Thiago de 7 años. El año pasado un bebé también virrey del pino.

Años tras años es la misma crisis

Es un círculo pestilente que somete a nuestras comunidades a mendigar migajas del Estado Municipal que desde la vuelta de la democracia está en manos del peronismo y no forman parte de sus prioridades las políticas de inversión en obras públicas, en urbanización, en mejorar la vida de millones de personas. Pero sí simula ser su prioridad en época electoral, haciendo promesas que venimos escuchando desde hace más de 38 años!

Te puede interesar: [Video] Virrey del Pino: “Hace años estamos abandonados, con el barro hasta las rodillas”

La Matanza presenta un superavit fiscal de millones de pesos, ¿a dónde va ese dinero? Con ese ingreso, que es nuestro ingreso, se podrían ejecutar obras que se necesitan para evitar que miles lo pierdan todo ante cada inclemencia climática. La Provincia de Buenos Aires tiene una gran deuda con nación, ¿a dónde se fue ese dinero? Porque se ha tomado en nombre del pueblo y jamás se ha volcado a él. Las familias arriesgan en cada inundación sus vidas para luego ser carne de cañón de estás políticas perversas de la que se jactan tanto Magario como Vidal.

Lxs niñxs y la vulnerabilidad a flor de piel

Hoy ha muerto Thiago, tenía apenas 7 años y una gran sonrisa de esas que nunca se olvidan, Estudiante, amigo, vecino, hijo… un niño. Y acá volvemos a ver nuestra historia como clase trabajadora: aquella realidad que golpea fuertemente a los hombres pero que golpea más fuerte a las mujeres y a les niñes.

Como bien decía Trotsky “Tiénese a la infancia por la época más feliz de la vida. ¿Lo es, realmente? No lo es más que para algunos, muy pocos. Este mito romántico de la niñez tiene su origen en la literatura tradicional de los privilegiados. Los que gozaron de una niñez holgada y radiante en el seno de una familia rica y culta, sin carecer de nada, entre caricias y juegos, suelen guardar de aquellos tiempos el recuerdo de una pradera llena de sol que se abriese al comienzo del camino de la vida. Es la idea perfectamente aristocrática, de la infancia, que encontramos canonizada en los grandes señores de la literatura o en los plebeyos a ellos enfeudados. Para la inmensa mayoría de los hombres, si por acaso vuelven los ojos hacia aquellos años, la niñez es la evocación de una época sombría, llena de hambre y de sujeción. La vida descarga sus golpes sobre el débil, y nadie más débil que el niño.”

En La Matanza se manejan altos índices de pobreza y miseria, lxs niñxs forman parte de una gran población que ya conoce el trabajo a destajo a corta edad. Mal alimentados, mal dormidos y sin asistencia médica completa son los más vulnerados de esta parte de la provincia de Buenos Aires. Las docentes que somos solidarias, día tras día damos todo de nosotras para ayudar a las familias, pero nunca es suficiente.

Te puede interesar: Suteba Matanza: las docentes organizan la solidaridad con las familias inundadas

Por eso también nos organizamos y peleamos por acabar con este régimen social que ofrece migajas para las mayorías y lujos para unos pocos. Estamos ante un cambio de gobierno y nos prometen mejorar. Pero el FMI y el ajuste se quedan. Como no somos ingenuas, ya sabemos que eso significa empeoramiento de nuestras condiciones de vida, más pobreza, más desocupación. No nos resignamos, peleamos por fortalecer al Frente de Izquierda que como dijo ayer Nico del Caño en el cierre a la luz de la lucha del pueblo chileno “Ahora se ve que lo que fracasa es el capitalismo en todas sus formas. Nuestra pelea es por otro tipo de sociedad, el socialismo, donde de manera democrática se decidan los asuntos no solo de la economía sino de la sociedad. Para que terminemos con toda explotación y opresión. Eso, con un gobierno de trabajadores, es la perspectiva por la que luchamos”

Chile marca un camino, porque cuando hay hambre y miseria en el pueblo la organización y la lucha es ley.

No al pago del FMI, que el presupuesto sea invertido en obras públicas (hídricas y de urbanización de nuestros barrios), salud y educación. Porque nuestras vidas valen más que sus ganancias.







Temas relacionados

María Eugenia Vidal   /    Inundaciones La Matanza   /    Verónica Magario   /    La Matanza   /    Suteba La Matanza   /    Zona Oeste del Gran Buenos Aires   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO