Mundo Obrero

EUCACIÓN PÚBLICA

Santa Cruz: el gobierno de Alicia Kirchner busca debilitar la lucha docente

El Consejo de Educación Provincial arremetió contra la lucha docente y anunció una “readecuación del ciclo lectivo 2017”, ampliando el dictado de clases hasta marzo, incluso con clases los sábados.

Sábado 12 de agosto | 16:43

La ministra del Consejo de Educación Provincial María Cecilia Velázquez arremetió contra la lucha de los docentes anunciando una readecuación del ciclo lectivo de 2017, ampliando el dictado de clases hasta marzo de 2018, incluso con clases hasta los días sábados.

Según la funcionaria kirchnerista es por los días perdidos por el conflicto gremial, pero de fondo es un ataque a la lucha de los docentes que intentan frenar el ajuste que se está aplicando a los trabajadores en Santa Cruz.

El desinterés presentado por el gobierno de Alicia Kirchner y el desprecio por la educación pública quedó demostrado en estos casi seis meses de irregularidades en el comienzo del ya casi perdido ciclo lectivo 2017.

La lucha docente en Santa Cruz comenzó con el pedido de paritarias y el logro de una reivindicación salarial para un salario que viene siendo el mismo desde el año 2015. Pero además de ello era una exigencia al gobierno provincial a que llame a titularización y ofrecimientos de cargos a docentes de todos los niveles para conseguir así cierta estabilidad laboral y el cubrimiento de horas que están vacías por la no asignación de profesores. Todo esto acompañado de una grave denuncia acerca del deterioro de los establecimientos escolares de la provincia que impide el normal desempeño en la rutina diaria de escolarización.

Es en sí, una pelea de intereses; por un lado los docentes defendiendo sus derechos laborales y también el de sus hijos porque la mayoría los envía a las golpeadas escuelas públicas, y por el otro lado el gobierno de Frente Para la Victoria, que rotula a los docentes como insufribles y no muestra una intencionalidad real de querer solucionar el gravísimo problema de la educación.

Hubo 12 encuentros paritarios y en ninguna se presentó la Presidenta del Consejo Provincial de Educación María Cecilia Velázquez ni el vicepresidente Ismael Enrique por lo que en ninguna de estas reuniones se pudo resolver nada ya que los funcionarios de tercera línea enviados referían que debían consultar sobre las demandas del gremio a la ministra y así se pasaba la reunión para otra semana, dilatando los tiempos llegando al mes de agosto sin clases y sin propuestas concretas.

Todo esto viene acompañado de reiteradas provocaciones de parte del ejecutivo provincial amenazando con poner docentes tutores que dictarían clases, la suspensión del receso invernal, los continuos descuentos ilegales a los sueldos de los docentes, el pago desdoblado, incluso la última novedad es que se dictaminaría el comienzo del ciclo lectivo 2017 el 22 de agosto finalizando en el mes de marzo, trabajando además los días sábados. El gobierno de Alicia Kirchner lejos de querer verdaderamente solucionar el problema fogonea los ánimos y se burla de los docentes en lucha y de la sociedad toda que padece esta desidia gubernamental.

Y el gobierno nacional quiere jugar un rol de mediador para pedirle a los docentes que tengan un gesto de buena voluntad y vuelvan a las aulas para negociar desde allí, pero ofrecen un miserable 4 por ciento a los trabajadores de la educación de Santa Cruz, mostrando una clara sintonía entre los dos gobiernos en cuanto a seguir ajustando a los trabajadores.

Entre un gobierno provincial que se proclama en quiebra y un gobierno nacional que avala lo que aduce la gobernadora Alicia Kirchner y junto a esto decide que las paritarias deben ser provinciales, llevan a que la situación de los docentes sureños y la educación pública viva una crisis alarmante.

El último congreso provincial de Adosac decidió dar un gesto a la exigencia de los gobiernos nacional y provincial, levantando el paro durante los días lunes 14 y martes 15 de agosto, a la espera de un mejor ofrecimiento. Mientras tanto a esta altura del mes aún no cobraron su sueldo la gran mayoría de los docentes y los pocos que cobraron sufrieron brutales descuentos por sumarse al paro como reclamo a exigir un aumento de salario y condiciones dignas de clases.

Nunca mas expuesto está hoy la falta de interés en solucionar la gravedad de la educación pública en la provincia mientras la educación privada católica recibe sumas importantes del gobierno de Alicia Kirchner para dar clases de apoyo, con la intención de derrotar a los docentes en lucha.

La resistencia que vienen dando los docentes de la educación pública en Santa Cruz contra el kirchnerismo es desde hace 30 años y ahora es junto al gobierno nacional de Mauricio Macri.








Temas relacionados

Alicia Kirchner   /    ADoSaC   /    Docentes   /    Santa Cruz   /    Educación   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO