Mundo Obrero

PRECARIZACIÓN LABORAL

Vendedores ambulantes protestaron en Salta: “Nos va a matar el hambre, no el virus”

Trabajadores ambulantes, en su mayoría mujeres, realizaron esta mañana un corte de la avenida San Martín. Según denunciaron, el Gobierno de Gustavo Sáenz no los deja trabajar y les manda la Policía.

Miércoles 3 de junio | 19:20

Esta mañana, vendedores ambulantes que trabajan con sus puestos sobre la avenida San Martín, se concentraron en la esquina de Ituzaingó y San Martín, y realizaron un corte de calle, a metros del Mercado San Miguel.

Si la precarización laboral alcanza al 70% de la población y uno de cada dos trabajadores en Salta lo hacen en negro, en el sector de ambulantes las cifras son peores. En medio de la cuarentena, las fuertes restricciones a su trabajo les imposibilitan llevar un plato de comida a sus mesas. Y si salen a trabajar, la Policía los persigue.

Tras ser consultada por un medio local, una vendedora comentó que trabajan hace años en la zona. “Todos los gobiernos que han pasado nos conocen, nosotros no somos ni de hoy ni de ayer. Pero nos cansan, porque nosotros somos gente grande, tenemos 50 años para arriba, no podemos estar andando de un lugar para otro. Mirá, hay como 50 policías persiguiendo trabajadores (…) Nosotros solo queremos trabajar”.

“Nos dan permisos momentáneos pero la Policía dice que ahora no se puede por el virus. Yo me cansé de decirle al policía: discúlpeme, yo sé que hay virus, pero no nos va a matar el virus, nos va a matar el hambre porque son 3 meses que no trabajamos. Tres meses que no pago el alquiler, yo tengo un contrato firmado, si yo no pago en 15 días los 3 meses del alquiler me echan a la calle. Necesito trabajar”.

La mujer comentó, también, que frente a sus reclamos desde el Gobierno no les dan ninguna respuesta. Mientras, la Policía “nos quiere mandar 10 cuadras para allá, 10 cuadras para allá, ¿qué vamos a ir a hacer allá? Que nos digan de frente muéranse de hambre y quédense en la calle”.

Otra trabajadora contó que tiene 5 hijos, uno de ellos discapacitado y vende papel higiénico en el centro. “La otra vez me han dicho que yo no tengo que venir pero si yo no trabajo, ¿qué le doy a mi hijo? No consigo los remedios gratis, el San Bernardo no me quiere dar los remedios. Yo tengo que laburar, con lo que vendo come mi hijo. Ya no sé qué hacer. Antes te ayudaban con un bolsón, ahora no te ayudan ni con eso”.

Frente a la crisis sociosanitaria y económica en curso se necesita de forma urgente que el gobierno nacional de Alberto Fernández otorgue el Ingreso Familiar de Emergencia a todas y todos los trabajadores que hoy no están pudiendo trabajar como los vendedores ambulantes.

En Salta y todo el país, miles son los que están saliendo a las calles con sus reclamos como las y los jóvenes que el pasado viernes 29 llevaron adelante una jornada de protesta nacional contra la precarización, por el IFE universal y un conjunto de demandas como un salario de cuarentena de $30.000. De lo que se trata es de revertir la situación laboral sin derechos de cientos de miles en toda la provincia y millones en todo el país. Y para eso hay que organizarse y ganar las calles, con barbijos y medidas como el distanciamiento social.







Temas relacionados

trabajadores ambulantes   /    Gustavo Saénz   /    Precarización laboral   /    Salta   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO