Cultura

TRIBUNA ABIERTA

A 97 años del nacimiento de Oesterheld, autor de El Eternauta

Un 23 de julio de 1919, hace 97 años, nacía en Buenos Aires Héctor Germán Oesterheld Puyol, autor de El Eternauta.

Sábado 23 de julio de 2016 | 15:33

Héctor Germán Oesterheld Puyol fue un guionista de historietas y escritor de relatos breves de ciencia ficción y novelas. Publicó en revistas como "Misterix", "Hora Cero" y "Frontera", siendo El Eternauta su obra más trascendente. El 27 de abril de 1977, en plena dictadura militar, fue secuestrado en la ciudad de La Plata, y se estima que fue asesinado en 1978. Publicamos en La Izquierda Diario esta colaboración en un nuevo aniversario de su nacimiento.

Ciencia ficción, reflejo de un tiempo de kaos

El Eternauta, una obra que hizo escuela en el género narrativo de las historietas latinoamericanas, no es tan sólo una historia de invasión y lucha desmesurada contra un poder del cual no se tiene magnitud e información suficiente, sino que también es una fuerte metáfora de una época donde un país totalmente devastado.

Por intereses externos y apoderado por el miedo, da como resultado la violencia social. La idea de un "enemigo interno" que los gobiernos de facto han generado en la gente en esos tiempos, se ve reflejada en la confusión que hace que los personajes de esta historia no tengan otra opción que salir a la calle a mirar con sus propios ojos lo que esconde el poder, arriesgando así sus propias vidas. La construcción de un héroe persistente y creativo (Juan Salvo, El Eternauta) deja hoy en día una gran enseñanza de cómo afrontar situaciones de shock impuestas desde el poder.

La contra información del invasor y la inconciencia de los ciudadanos ante una amenaza mortal cubre de un manto hostil la ciudad de Buenos Aires y el conurbano, situación que se torna más angustiante con la desaparición de los seres queridos.
Para aquellos que nunca han leído historietas es una gran oportunidad para zambullirse en un universo donde las imágenes y los textos contienen mucha información, desde mi punto de vista, más que en ningún otro género literario.

El modo atrapante con el que los autores comienzan a desarrollar la historia hace que uno se pregunte desde el principio y hasta el fin el porqué de tan dramático desenlace, localizaciones para nosotros más cercanas y conocidas (estadios de futbol, plazas de Buenos Aires, etc) aporta la experiencia de sentir una gran sensibilidad para con los personajes y los conflictos que deben afrontar.

Puntos de giro inesperados y la desesperación de vivir en un mundo sin información verdadera, quizás logren que leas una historieta extensa en muy poco tiempo.
Definitivamente El Eternauta es un mensaje claro para una sociedad enferma por el temor, en donde el amor hace mover sin descanso la humanidad de las personas.

Sin más intenciones de adelantar lo que puede ser una historia que recordarás y repasarás una y otra vez te invito, casual lector, a que investigues, no sólo la obra sino la vida de autores que siendo coherentes con su mensaje (como debe ser) han dado convincentemente su vida para que el mundo sea un lugar mejor, donde la gente no desaparezca, donde quien tiene más poder económico y por consiguiente tecnológico y armamentístico no avasalle el derecho de vivir en paz de las personas.

Larga vida al ETERNAUTA. Aunque ya su nombre lo ha dicho, es un ser ETERNO.







Temas relacionados

comics   /    Eternauta   /    Neuquén   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO