×
Red Internacional

Rafael Castillo. La Matanza.A un año de la ocupación de "La Nueva unión", el basural convertido en barrio

En este aniversario del inicio de la recuperación del barrio, hacemos llegar un primer balance de lo recorrido hasta el momento y una propuesta para potenciar la lucha de los vecinos.

Franco VillalbaTrabajador de Alicorp | La Matanza

Miércoles 5 de mayo | 15:35

1 / 10

El barrio "La Nueva Unión", construido con gran esfuerzo donde había un basural

Luego de que Alberto Fernández anunciara el comienzo de la cuarentena estricta en marzo de 2020, con medidas restrictivas que no daban soluciones al pueblo trabajador, aumentó la pobreza y millones quedaron sin trabajo ni hogar.

El 19 de abril en Rafael Castillo un grupo vecinos ingresó a construir las primeras casitas con palos y bolsas de nylon en donde termina la Av Polledo y comienza un basural humeante en el que día y noche, chicos y grandes revuelven buscando restos de comida. Bautizaron al lugar como: “La nueva Unión”.

A pocos días, llegaron policías yregaron las casillas con combustible e incendiaron todo, hasta el comedor donde alimentaban una veintena de niños.

Los vecinos volvieron a levantar sus casas. Esto sucedió otras 20 veces o más. En una de ellas, la policía se llevó a un joven que luego fue liberado con la movilización de los vecinos y organizaciones.

El 4 de Febrero de este año un nuevo ataque policial detuvo a un grupo de vecinos. Entre ellos a Rafael Crispín, vecino y miembro del Polo Obrero, a quien tuvieron una semana detenido con una causa inventada por “intento de homicidio”. Luego de una gran campaña con conferencias de prensa, petitorios y cortes de calles en lugares como General Paz y el Puente Pueyrredón fue liberado. Y la lucha de Nueva Unión ganó un lugar en los principales medios de comunicación.

La comisión de las mujeres sigue creciendo

Cientos de mujeres viven en el barrio. Muchas de ellas jefas de hogar que han quedado desocupadas. Otras tantas llegaron al barrio intentando escapar de la violencia machista y de la falta de respuesta del Estado frente a esta problemática.
A diario organizan múltiples tareas que van desde la organización de los comedores hasta el resguardo y acompañamiento de aquellas que sufren violencia. También se encargan de construir y defender las casillas de aquellas mujeres que necesitan ayuda. Este espacio está en crecimiento constante y se propone sumar a cada vez más vecinas. Con las organizaciones y docentes solidarios, podría ponerse en pie una escuelita que le dé continuidad a la escolaridad a los chicos del barrio. Para estas y otras tareas que necesiten, podrían elegir sus propias representantes y sumar propuestas a las asambleas generales.

Para terminar con el hostigamiento policial, es necesario organizar, coordinar y defender el barrio.

Las familias siguen enfrentando el constante ataque de la policía. Por esto es necesario una gran campaña de solidaridad convocando a los barrios vecinos y a todos los sectores en lucha para que tomen la pelea que está dando la Nueva Unión como propia.

Las organizaciones fuimos invitadas por los referentes a debatir un nuevo plan de lucha del barrio. Lo consideramos una decisión novedosa y positiva que ayudará a fortalecer la organización entre vecinos y organizaciones.

Para continuar avanzando en ese sentido, creemos que se podría conformar una comisión de solidaridad con todos los vecinos que quieran y abiertas a las organizaciones, para intercambiar ideas mutuamente. Siempre respetando que la decisión última es la que tome la asamblea democrática que vienen haciendo en el barrio.

Te puede interesar: Obreros y vecinos unidos."Queremos ir con doscientos trabajadores de energía a su barrio así no les cortan más la luz"

Es urgente forjar esta unidad llamando a Organismos de Derechos Humanos, sindicatos, comisiones gremiales de fábricas y a las corrientes políticas, empezando por la izquierda (algunas de las cuales ya estamos en el predio) para pensar juntos cómo defender el barrio.

Podemos realizar una conferencia de prensa y un abrazo solidario e incluso un acampe con gazebos de cada organización alrededor del predio para que el gobierno vea que los vecinos no están solos.

Desde el PTS y La Izquierda Diario nos seguimos poniendo a disposición, reflejando la lucha del barrio, y poniendo el cuerpo en cada movilización, entregando donaciones en el predio y sumando ideas con nuestro compañero diputado Nicolás del Caño. Además, como transmitimos a los referentes del barrio, ponemos a disposición a nuestros abogados del Centro de Profesionales por los Derechos Humanos para acompañar también en el ámbito legal.

Nacionalizar la pelea por tierra, vivienda, salud, educación y trabajo

La toma de Guernica, muestra un ejemplo de organización que puede aportar. Allí se constituyó la comisión de mujeres, la escuelita, el comedor, una posta sanitaria, comisión de prensa y censo, infraestructura, asuntos legales, urbanización, y «autodefensa» para cuidar el barrio frente a cualquier ataque. Lejos de rendirse ante el desalojo de la policía de Berni y Kiccilof con topadoras, los vecinos continúan organizados en la «Asamblea permanente de Guernica».

Te puede interesar: [Video] Guernica: donde mueren los relatos

El enorme corte en el puente Pueyredon, preparado cuidadosamente con más de 1000 personas y caravana de autos, donde participaron vecinos desalojados, otras tomas y sectores de trabajadores en lucha y organizaciones políticas solidarias, logró obligar al gobierno a tener que poner en pie una mesa de diálogo con los vecinos.
Como dijo Nicole, vecina de Guernica en el encuentro de sectores en lucha el pasado 17 de abril: « Seguimos en la lucha para que los lotes se hagan efectivos... Conquistamos los lotes pero no vamos a dejar la organización, vamos a seguir por trabajo y por vivienda y para unirnos a todos los que luchan para darnos fuerza entre nosotros, y para pelear para derrotar el plan de conjunto de hambre y desocupación que quieren descargar sobre nosotros». Desde el PTS, modestamente, creemos que el barrio Nueva Unión tiene puede seguir este camino, y dar un paso más, realizando acciones más contundentes y bien preparadas en lugares donde más le moleste al gobierno y les sea difícil taparlas.

Unidad, coordinación y plan de lucha para ganar

Cada dos semanas, los vecinos se movilizan al municipio para el reconocimiento del barrio, urbanización, salud, educación y acceso a servicios básicos, sin respuestas favorables.

El Estado tiene la obligación de hacer un censo, para tener registro de las familias y su composición. Pero la única forma de que sea un censo real es que se realice junto a representantes o veedores elegidos por los vecinos, para evitar las trampas de quienes se niegan a atender los reclamos del barrio.

Reclamemos que cumplan el plan provincial de vivienda anunciado por el gobierno de Kicillof y asignen a cada familia un lote con servicios básicos garantizados y un subsidio del valor de la canasta básica.

También se movilizaron a Edenor exigiendo el acceso a ese servicio esencial. Esta empresa facturó un millón y medio de dólares por día en el 2020, pero a los vecinos les cortó el servicio con la policía de Berni, robándoles también los cables y postes que compraron con su esfuerzo..

Esta movilización fue acompañada por trabajadores de energía eléctrica. Dicha unidad es una alianza poderosa contra un mismo enemigo, para luchar en común por el acceso a la luz, y apoyar el reclamo de los trabajadores.

Con el objetivo de esta coordinación también hubo vecinos de Nueva Unión que se sumaron a la concentración en el obelisco el 27 de abril, que unió a trabajadores ocupados, desocupados y precarizados, organizada desde el Encuentro de trabajadores en lucha. Llamamos a sumarse a más vecinos y vecinas del barrio.
Con estas ideas, que sostenemos poniéndole el cuerpo, intentamos aportar al triunfo de la lucha de los vecinos del barrio Nueva Unión. Y también a la pelea en todo el país por un techo para las familias trabajadoras, porque mientras aumenta la pobraz crece la problemática habitacional.

Solo la conformación de una organización coordinada entre trabajadores ocupados, desocupados y precarizados, que peleé por tierra, vivienda y trabajo genuino es la que puede lograr este objetivo.

¡Viva la lucha del barrio Nueva Unión! ¡Unidad de los que luchan!




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias