×
×
Red Internacional

Las políticas de ajuste, restructuración, aprietes y persecuciones, tienen sus consecuencias. En las últimas horas, en el sector de trefilación de alambres, en la planta de Villa Constitución de Acindar, un compañero tuvo que ser hospitalizado luego de tener que soportar los aprietes del gerente del sector.

Domingo 24 de octubre | 19:38

Acindar se caracteriza por tener una política muy ofensiva y agresiva en el terreno psicológico. No fueron pocas las veces que la patronal jugó con la carta de la presión hacia las familias ante algún conflicto laboral, enviando cartas a los domicilios mientras los trabajadores se encontraban en el turno de trabajo, también recurren a los medios locales para hacer campaña ante la sociedad, falsificando y distorsionando la realidad para quedar como pobres víctimas de trabajadores intransigentes.
Hoy la discusión que se abre a nivel nacional sobre la reforma laboral, fomentada por oficialistas y opositores, la patronal hace punta en aplicarla por sector.

En este sector de trefilación se viene reclamando un plus salarial por la movilidad impuesta. El viernes se realizaba una asamblea para discutir varios temas sectoriales, en el transcurso de dicha asamblea, se acerca el gerente del sector para apretar a los compañeros que participaban de la misma. Luego de esa acalorada discusión, el compañero Julián Arízaga le avisa a sus compañeros que se siente mal y que tiene un fuerte dolor en el pecho. Inmediatamente sus compañeros lo acompañaron para que sea asistido en el servicio médico y de ahí trasladado a diferentes sanatorios dónde quedó internado y tuvo que ser intervenido.

No son pocos los sectores que vienen sufriendo el vaciamiento y la restructuración. Hace unos meses reflejábamos en esta nota (Conflicto en Acindar Villa Constitución. Los trabajadores denuncian vaciamiento del sector) la situación de trefilado de barras, como así también hay discusión en Reducción directa y en distintos sectores de acería, con la carga emocional y nerviosa que eso genera en los trabajadores.

Hace poco tiempo atrás, un compañero del sector Usina sufrió un paro cardiorrespiratorio al ingreso de su turno y falleció en el vestuario. Ese sector fue restructurado y ese día comenzaba a operar con menos trabajadores.
En las páginas de La Izquierda diario, venimos reflejando que no son hechos aislados los graves incidentes que hay, donde no se lamentan víctimas fatales por pura suerte, como así también los ritmos y la presión que llevan a perder la vida a trabajadores como el lamentable fallecimiento de Brian Albornoz.

Te puede interesar: Una nueva muerte obrera en Acindar: duelo por 24 horas con paro total de la planta

La oposición política, encarnada en personajes como Macri, Milei o Espert quieren una reforma total y profunda de la ley laboral, eliminando derechos fundamentales como la indemnización o incluso la posibilidad de efectivizar en algún trabajo. Pero el oficialismo de los Fernández no se queda atrás, Alberto lo dejo bien en claro en el coloquio de IDEA dónde prometió terminar con la doble indemnización y avalan las reformas por rama o empresa como lo hizo recientemente con el nefasto acuerdo entre Toyota y SMATA.

Te puede interesar: Acindar Villa Constitución: ¿Tecnología o reforma laboral?

Es por eso necesario que surja una verdadera oposición desde abajo, que represente los intereses de las y los trabajadores.
En sintonía con la política nacional, se encuentran las direcciones sindicales. Tanto los oficialistas como quienes se dicen opositores, no sacan los pies del plato. Entrando en su propia campaña electoral, no encaran una política ofensiva contra la patronal para frenar estos atropellos.

Es imprescindible que se realicen asambleas generales donde se voten medidas de fuerza para que la base trabajadora haga valer su fuerza y decisión de no ser quien siga soportando el peso de la crisis.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias