Mundo Obrero

Desidia estatal

Alerta en un jardín de infantes por pérdida de gas

Desde ayer el Jardín de Infantes N° 903 de Tigre ha suspendido sus clases porque se detectaron fugas de gas. Ya son 20 las escuelas tigrenses que no están dando clases por problemas de infraestructura.

Miércoles 15 de agosto de 2018 | Edición del día

Si no hubiese pasado la tragedia de Moreno, las escuelas seguirian siendo una bomba de tiempo. Ayer el Jardín de Infantes N° 903 de la localidad de Benavídez en Tigre tuvo que suspender las clases luego de que la prueba de hermeticidad (prueba de detección de fugas de gas) haya dado negativo. El gasista enviado por el Consejo Escolar de este distrito revisó los artefactos de calefacción, la cocina y la entrada de gas natural y comprobó que había una pérdida en alguna parte de la red desde la entrada hacia adentro del edificio. Las clases seguirán suspendidas hasta que el problema no se solucione.

Lorena Maidana trabaja como docente inicial en esta escuela y es delegada y miembro de la Agrupación Marrón. En declaraciones a este medio comentó que la conexión de gas data de 3 años ya que anteriormente se había detectado problemas y decidieron cambiar toda la conexión a "nueva".

La inspección realizada ayer no se hubiese realizado sin la movilización de las escuelas y comunidades como la EP n°25 de ese mismo partido quienes vienen reclamando que se solucionen los problemas de infraestructura provocados por años de desfinanciamento y desidia estatal. La pérdida de gas en el jardín 903 pone en riesgo la vida a los más de 400 niños y niñas de entre 3 a 5 años que asisten al jardín juntos a las 25 docentes de ambos turnos.

Maidana responsabilizó de la situación al gobierno nacional y provincial y planteó que "esto es indignante, si no hubiesemos perdido a nuestros compañeros, Sandra y Ruben, nadie hubiese ido a revisar la conexión de gas. Sabemos que no lo hacen pensando en la escuela pública, ¡lo hacen para salvar su pellejo! Los docentes somos los que sostenemos la educación pública y seguiremos reclamando y exigiendo mayor presupuesto por una escuela pública donde no tengamos que dejar nuestras vidas".

En Tigre son 20 los servicios escolares con las clases suspendidas total o parcialmente desde la semana pasada por problemas de infraestructura o de salubridad. Algunos son jardines como el Jardín de Infantes 907 de Don Torcuato donde explotó una estufa que obligó a suspender las clases , el 930 donde encontraron pérdidas de







Temas relacionados

Desidia estatal   /    Tigre   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO