Internacional

CON CASI 160.000 MUERTES POR LA PANDEMIA

Bolsonaro y Guedes anuncian la privatización de un área clave de la salud pública

Se trata de las Unidades Básicas de Salud, unas 44.000 en todo el país, que serán abiertas a la “inversión y el desarrollo” privado. Es un duro ataque a los sectores más pobres de la población.

Miércoles 28 de octubre | 23:57

El presidente ultra derechista Jair Bolsonario y su ministro de economía formado en Chicago, Paulo Guedes, volvieron a mostrar su odio visceral por los trabajadores y los pobres de todo el país al anunciar los planes de privatización del Sistema Único de Salud (SUS) a través de unidades básicas de salud. La medida ataca la “puerta de entrada” del SUS, que hasta ahora era administrado exclusivamente por entidades públicas, donde se atiende la gran mayoría de la población, especialmente los pobres.

El decreto prevé la elaboración de “Estudios de alianzas alternativas con el sector privado para la construcción, modernización y operación de Unidades Básicas de Salud en los Estados, Distrito Federal y Municipios” y es parte de una avanzada neoliberal más general de Bolsonaro expresada en el programa gubernamental de concesiones y privatizaciones, el PPI (Investment Partnership Program).

Resulta una verdadera provocación semejante medida contra la salud pública en momentos que el país llega a casi 5,4 millones de contagiados por la pandemia de coronavirus, y cuyos efectos se vieron agravados (sumando cerca de 160.000 muertes) justamente por las políticas de vaciamiento del sector público mientras se sigue subsidiando a los monopolios privados de salud.

Las y los candidatos del Movimiento Revolucionario de Trabajadores (MRT, que impulsa la Red Internacional La Izquierda Diario) para las próximas elecciones municipales, repudiaron la medida y llamaron a organizarse para enfrentarla con la movilización.

Diana Assunção, candidata en la ciudad de San Pablo dijo que "La privatización del SUS en medio de una pandemia es un retrato del gobierno Bolsonaro-Guedes que odia a los pobres y a los trabajadores. Enfrentar este ataque con nuestra movilización en una lucha por defender al SUS y hacerlo 100% estatal y controlado por los trabajadores"

Con similares palabras se expresó Flávia Valle de la ciudad de Contagem (Minas Gerais).

Por su parte, Valéria Muller manifestó su repudio al conjunto de la ofensiva del gobierno contra los servicios públicos y los trabajadores estatales, desde la concentración realizada en Porto Alegre (Rio Grande do Sul).







Temas relacionados

Covid-19   /    Pandemia   /    Coronavirus   /    Paulo Guedes   /    Jair Bolsonaro   /    Privatización de la salud   /    Privatizaciones   /    Salud pública   /    Crisis de la salud pública   /    Brasil   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO