Sociedad

Cronica

Crónica de la incertidumbre en los comedores, se entregará “hoy mañana o el miércoles que viene”

Crónica en cuarentena: Trabajo como Orientadora Educacional en escuelas públicas estatales de Moreno, en Equipos de Orientación Escolar del nivel primario y secundario. Hoy estuve con mis compañeras de la escuela recibiendo, armando y organizando la entrega de los bolsones de alimentos que envió el Servicio de Alimentación Escolar del municipio.

Erica Seitler

Docente Moreno | Agrupación Marrón

Sábado 21 de marzo de 2020 | Edición del día

1 / 1

La normativa

En la mañana de ayer jueves 20, llegó a los docentes en los grupos con directivos e inspectores del distrito el Comunicado SAE del 20 de marzo 2020 indicando “(…) que en la resolución ministerial N° 555/20, modificada por su similar N° 574/20, se facultó al equipo de conducción de los establecimientos educativos a que -de conformidad con los inspectores- y en virtud de la suspensión de clases dispuesta en el marco de la presente emergencia sanitaria, para que adecúen el tamaño y los perfiles de la dotación del personal docente y auxiliar que cumple actividades presenciales en los establecimientos educativos, con el fin de asegurar en cada turno, entre otras cuestiones, la prestación del Servicio Alimentario Escolar (SAE) bajo la modalidad que dispuso el Ministerio Desarrollo de la Comunidad por resolución conjunta N° 573/20.”

La única verdad

Si yo te muestro esta bolsita, ¿vos que paensas que entra ahí? Le saqué la foto con las medidas porque me parecía una muestra cruda de la realidad en 30x40. 120 centímetros cúbicos de desprecio de patrón. En estas bolsitas, que el Gobierno anunció como “bolsón de alimentos”, entró justo: un paquete de 400 grs de lentejas, un paquete de fideos, un puré de tomates, una lata de arvejas, un paquete de galletitas pepas de 300 grs, una leche larga vida de un ltr. Y 25 saquitos de mate cocidos. Cuándo se terminaron las pepas, metimos 2 paquetes de lentejas. En esta escuela hay cupo para 200 chicos, tiene casi 400 pibes de matrícula. Mandaron para 168 “bolsones de alimentos”. Hay poco amor en la provincia del "KICHILOV". La otra ración se entregaría el miércoles de la semana que viene. Para la secundaria mandaron sólo leche y matecocido.

En la Provincia de Buenos Aires, el 40% de los niños y niñas en edad escolar, vive en hogares pobres. O sea, que las necesidades alimentarias y no alimentarias de esa casa, de esos chiquitos, no están cubiertas (vivir cuesta un poco más que vida)

Secuencia

El miércoles el SAE dijo que el jueves a las 8 llegaban los camiones. El jueves a las 8 avisaron que llegaban “entre las 8 y las 10”. A las 10 “que entre las 10 y las 14”. Y a las 12 45 que no, que “puede ser hoy, mañana o el MIÉRCOLES QUE VIENE”. Hoy, viernes para todo esto, avisaron a la mañana que a las “11, 11 15 llega el proveedor”. A las 12 avisan que no, que no saben a qué hora.

Finalmente, a las 14 llega un mensaje del Director -que estaba en la escuela desde las 1030- de que llegaron los alimentos. Grupo de WhatsApp de la escuela: yo voy, ya salgo, voy en bici, estoy esperando el bondi. La seño, el profe, la secre, las seños del gabinete (oficialmente, el EOE).

Allá fuimos las y los docentes que todos los días sostenemos la escuela pública. Que la hacemos todos los días con los chicos y sus familias. Como podemos con lo que hay y lo que no, lo inventamos. Yo llevé bolsitas de mi casa, porque ya viste cómo son estos. Mi vieja me dio un par también. Y si… acá estamos todos en la misma.

Ya se había empezado a formar la fila de las familias para recibir el tan nombrado “bolsón”. Descargamos el camión junto con los pibes que trabajan en el reparto. Pasamanos alcohol en gel –que llevamos las maestras- en mano, obvio #SomosResponsables. Así organizamos la mercadería por pilas para armar una línea y cada uno llenaba la bolsita de la foto en este orden: lentejas, leche, fideos, pepas, fideos, arvejas, puré tomate, 25 saquitos de mate cocido. Lo hicimos ordenado, rápido, eficiente.

El SUTEBA bien. En cuarentena, gracias por preguntar.

En una hora y media 12 laburantes organizamos la entrega para las 180 familias que se acercaron porque sabemos cómo se hace: grupos de WhatsApp, de Facebook, las familias se avisan entre ellas, nos conocemos del barrio. Nos vemos todos los días en la escuela, enseñamos y aprendemos de y con sus hijos e hijas todos los días, nos conocemos.

Somos hermanos y hermanas de clase y recién van un par de horas. Imagínate si hacemos corta la bocha y los trabajadores nos organizamos para enfrentar la pandemia, controlando la producción y la distribución de alimentos y elementos de higiene. Los y las trabajadores de la industria, docentes, trabajadores de la salud y familias de la comunidad podemos ganar tiempo y organizarnos. El pueblo laborioso tiene que organizar y distribuir lo que, en definitiva, produce con su trabajo y el Estado tiene que hacer los test masivos. Para que la cuarentena sea efectiva, detectar las personas infectadas, adelantarse a los síntomas y cadenas de contagios tratando rápidamente a toda la gente afectada por el COVID-19. Necesitamos ciencia y organización obrera y popular.







Temas relacionados

Juventud    /    Comedores escolares   /    Moreno   /    Gobierno de la Provincia de Buenos Aires   /    Docentes   /    Zona Norte del Gran Buenos Aires   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO