×
×
Red Internacional

#DebateBuenosAires.“Hasta el almacenero cristinista me dijo: ¡Qué bien Nico del Caño!”

Intercambios y repercusiones del debate de candidatos de Buenos Aires, en el conurbano bonaerense.

Virginia Gómez@mavirginiagomez

Viernes 22 de octubre | 23:14

Después de un día largo de laburo, de terminar las clases virtual del terciario o la universidad, cerca de la hora de la cena, amigos y familiares rodean la mesa y prenden la TV, para ver el debate de candidatos de Buenos Aires. Los pibes de las apps, cortan un rato el turno para poder seguir aunque sea el arranque. Los de la fábrica que esta semana les tocó turno tarde, salen justo y se ponen los auriculares para seguirlo desde el bondi. Los del obrador, juntan las cuadrillas, y hacen fuerza por Nico, como la semana pasada acompañaron a Myriam.

Todos con sus celulares en la mano, para avisar que nadie se olvide de verlo. Uno envía: “#LaIzquierdaAlCongreso, vamos con esa para bancar a Nico del Caño, uno de los nuestros” y el hashtag empieza a circular entre simpatizantes del Frente de Izquierda, que lo comparten con amigos, en el laburo, con ese conocido que está indeciso, con ese familiar que nos podría votar.

Llegan las primeras palabras de aliento: “Lo banco fuerte a Nico”, “lo quieroooo”, “aguante del Caño”, y aplausos, emojis, cuando ante las cámaras alza un mensaje claro para empezar la noche: “Justicia por Facundo Castro”. Nico planta bandera de entrada, pero empieza el primer bloque del debate y el resto de los candidatos, por el contrario, solo hablan de más cárceles, aumentar las penas, mano dura, bajar la edad de imputabilidad. "Es un debate de candidatos o de Ministros de Seguridad", iróniza uno.

Los grupos de whatsapp arden. En uno de ellos una estudiante de La Matanza hace una pregunta y empieza el intercambio entre jóvenes de distintos barrios del conurbano:

  •  ¿Cuando se darán cuenta que para evitar la delincuencia hace falta condiciones de vida digna, laburo y educación, luchar contra la desigualdad social?
  •  ¿Por qué no hacen escuelas en vez de cárceles?, responde una trabajadora social.
  •  Reee de derecha todo, para ellos la salida es más cárcel y policía. La desigualdad social y el entremado entre la policía corrupta, el gobierno y el poder judicial, bien gracias. Menos mal que estaba Nico, escribe un secundario.
  •  Sí, la verdad que sí, muy bien le está respondiendo Nico a todos que solo piden más yuta, bajar la edad de imputabilidad... dan asco! manda por mensaje otra piba.
  •  Es que juegan a ver quién es más de derecha!
  •  No saben, le estoy hablando a mis amigas kirchneristas que son progres, y ni quieren hablar de Tolosa Paz prometiendo cárceles y policías, cuentan desde Laferrere.

    Sigue el debate, los bloques temáticos, el intercambio en cada casa y en los grupos de whatsapp. Por abajo se expresa la bronca con los partidos tradicionales que gobernaron y gobiernan contra las necesidades de la mayoría, mientras ellos protagonizan toda una obra de teatro televisada:

  •  Quieren defender lo indefendible del gobierno, envía una vecina de Rafael Castillo.
  •  Los demás políticos no me representan la verdad, agrega un jóven de González Catán. Y continúa:
  •  Ninguno de esos políticos puede representar a la gente de barrio. No pueden hablar de pobreza y falta de dinero cuando no viven realmente en los barrios pobres como La Matanza. Ellos tuvieron privilegios cuando nuestros padres siempre buscaban la manera de darnos buenos alimentos, cuenta crudamente una secundaria.
  •  Tremendo cómo nos quieren mentir ahora que hay elecciones, dicen una cosa y después hacen otra, le responde la tía.
  •  No nos olvidamos ni del ajuste del macrismo, ni de lo que vivimos durante toda la pandemia y que todavía no salimos.
  •  Ese dinero que ahora están destinando para pagar la deuda: que se use para la sociedad. Que paguen la deuda con los paraísos fiscales, con los Pandora Papers, que la paguen ellos, escribe un trabajador de comercio de un hipermercado de San Justo.

    Pasa un rato y un obrero de la construcción desde Morón agrega “Tolosa Paz solo habla de Macri y no propone nada nuevo, ya es cansador”. “Aburren”, le responde un compañero. Y un enfermero, desde la guardia se mete en el debate y envía: “el único que es diferente a los otros es Nico”. Obvio, es lo que responden todos.

  •  Los demás solo se encargan de sacarse los trapitos al sol, no dijeron nada, o sea que es más de lo mismo. Me tienen cansada, escribe una jubilada a punto de apagar el televisor de la bronca.
  •  Es que las otras propuestas son siempre contemplar a los empresarios para que no pierdan ni uno de sus privilegios, alerta un laburante.

    Hasta que viene el turno de Del Caño que siguen con atención:

  •  Estoy muy de acuerdo con lo que acaba de decir Del Caño, defender a la clase obrera, al trabajador, no la esclavitud de trabajar 12 horas, tenemos que trabajar 6 horas con un salario digno, mandan por audio desde Morón.
  •  Trabajando 6 horas los jóvenes podrían estudiar, porque trabajan 8 o 12 horas, y si los pibes no estudian no tienen futuro, vamos para atrás, responde una desocupada preocupada por el futuro.

    Y llega la hora de la rabia de los más jóvenes cuando Nico cruza a Espert.

  •  Vieron? A Espert lo fulminó, festeja un pibe que labura en aplicaciones.
  •  Se la re mandó a guardar, le responde su amiga que está todo el día con la vincha atendiendo en un call.
  •  Nico estuvo muy bien con respecto a los pibes de Rappi, escribe al mismo tiempo pero en otro grupo una estudiante universitaria, cansada de no conseguir un laburo estable que le permita continuar con la carrera.
  •  Increíble. A excepción de Del Caño, ningunx candidatx mencionó la enorme informalidad que perdura en la juventud, le responde su amiga que nunca tuvo un trabajo registrado.

    Pero Espert no fue el único que generó bronca entre los más precarizados. Cuando Tolosa Paz reivindicó el programa educativo llamado ATR, inmediatamente escribió una docente: “Lo que no dijo Tolosa Paz es lo precarizado que es ese laburo”, y David fue al toque a Twitter a alzar su voz desde su experiencia como trabajador de la educación:

  •  La izquierda es la única consecuente. El resto es impresentable, comenta una docente enojada, y sus compañeras de la escuela la acompañan. Ese reconocimiento a la coherencia y a la defensa de los trabajadores se multiplica en varias conversaciones.

    El debate termina tarde, y hay que acostarse para ir a laburar al otro día. Los más jóvenes se quedan hasta tarde charlando sobre las penurias del capitalismo, sobre qué significa que somos trotskistas como dijo Nico o sobre cómo sería un mundo gobernado democráticamente por sus trabajadores.

    Te puede interesar: La campaña electoral del FITU, el programa y la estrategia

    Pero en el transcurso de la mañana siguiente, mientras se comparten recortes, memes y anécdotas, un jubilado reflexiona frente a otros simpatizantes y colaboradores del Frente de Izquierda:

  •  Nico habló de los padecimientos que están pasando los trabajadores, la juventud, las mujeres; y los temas relacionados con la economía, el fondo, la que se llevan los empresarios, la precarización que es lo que a la gente le importa y le pasa, estuvo muy bien aparte haberle pegado a Espert. La gente con la que hablo lo detesta. Ayer hablaba con mi hijo y me decía que ese tipo es impresentable. Después a mi vecino cuando le conté de Tolosa Paz, y la respuesta en materia de seguridad, que hablaba de más cárceles, no lo podía creer. Y les cuento otra: me pongo hablar con el almacenero cristinista y él solo sacó el tema y me dijo “¡Qué bien Nico Del Caño! Cómo le pegó a ese hijo de…”, y se abre nuevamente, como con Myriam, un intercambio sobre la llegada cada vez más profunda de la izquierda a sectores peronistas desilusionados con este gobierno.

    Te puede interesar: "Acá siempre hubo peronismo, nosotros queremos una salida verdadera y es con la izquierda"




  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO


    Destacados del día

    Últimas noticias