Sociedad

GASTOS DESORBITANTES

Larreta gastó millones en veredas, televisores y prácticas de tiro en pleno pico de contagios

En estos días se dieron a conocer gastos absurdos del Gobierno porteño: 80 millones en blancos para tiro de escopetas, 5 millones en una vereda sin baldosas de 100 metros; y 16 millones en televisores para funcionarios. Mientras el sector de la salud se encuentra cerca del colapso y miles de pibes siguen sin conectividad para sostener las clases.

Patricio Abalos Testoni

Redacción CABA - @ElPatoAT

Miércoles 2 de septiembre | 16:48

En la última semana se dieron a conocer gastos del Gobierno de la Ciudad que realmente indignaron por los montos, en qué se gastaron y sobre todo porque nos encontramos en un momento donde los casos de contagiados y fallecidos por el virus del Covid-19 siguen aumentando en la Ciudad de Buenos Aires.

Para Larreta se ve que es más importante pagar 5 millones en cien metros de vereda, 80 millones en blancos electrónicos para prácticas de tiro o 16 millones en televisores para los funcionarios de los ministerios. Mientras el sector de la salud se encuentra sobrecargado y hay miles de pibes que no tienen conectividad para seguir los espacios educativos virtuales.

Millones para práctica de tiro y para poder vender el Tiro Federal

La semana pasada se concretó la venta de los terrenos del ex Tiro Federal en pleno barrio de Núñez con fines inmobiliarios, siendo una de las ventas más caras de la Ciudad. Anteriormente para destrabar la venta el oficialismo acordó la cesión de 13 hectáreas de tierras públicas frente al río para la construcción de un centro de práctica de tiro y entrenamiento de Fuerzas Armadas y de Seguridad.

Según lo que informa El Disenso la obra del Nuevo Centro Deportivo de Tiro fue adjudicada por un monto total de $687.965.611,57 por la Empresa Construmex S.A. Sin embargo este total no incluye el equipamiento necesario para todas las disciplinas y que necesitaría U$S 1.207.096, más 6 pistas de bowling por un costo inicial de más de 15 millones de pesos y la mudanza que costaría $64.450.555.

Este 24 de agosto, se confirmó el gasto de $79.925.432,6 en blancos electrónicos y equipamiento para los polígonos de escopeta. Uno de los adjudicatarios es Federico Gonzalo Gil, deportista olímpico en la disciplina de tiro, quien a su vez es contratado por el Gobierno porteño como asesor para el proyecto del Centro de Tiro.

Pero también se está investigando si no contaba con información privilegiada, porque como informa El Disenso, Gil con su empresa, agregó la actividad económica de venta de artículos deportivos al por mayor, días antes de haberse adjudicado estas ventas. Demasiada casualidad.

La vereda más cara del mundo

El año pasado se presentó la licitación para la construcción de 100 metros de vereda sobre la calzada de la Avenida Paseo Colón entre las calles Carlos Calvo y Humberto Primo. La licitación fue adjudicada en el 2019 por la empresa Marcalba S.A propiedad del empresario Alejandro Radetic, que a su vez es uno de los aportantes de la campaña de Cambiemos. Como se ve todo queda entre amigos.

La vereda costó $4.698.575 aun cuando ni siquiera tiene baldosas y fue finalizada 4 meses después de lo pactado (se tenía que presentar en 60 días después de la adjudicación). En plena cuarentena el Gobierno porteño publicó el acta de aceptación de la obra finalizada, habiendo abonado la totalidad de ese monto absurdo para una vereda.

Televisores para todos (los funcionarios)

Otra de los gastos que provocaron indignación fue la compra de televisores de última generación por 16 millones de pesos. En total son 190 televisores LEDs y Smart TV, que serán destinadas a las oficinas de gestión de los ministerios porteños. La compra abarca por ejemplo 20 Televisores LED «FULL HD de 42 pulgadas, 35 Smarts TV LED de 55 pulgadas y 35 Displays profesional de 43 pulgadas para proyección de contenido multimedia.

La licitación se había lanzado en el 2019, pero en estos días el Ministerio de Hacienda decidió descongelar este gasto para realizar la compra y los funcionarios porteños ya puedan utilizarlos. Este gasto en tecnología se da en el medio de la discusión de cómo actuar frente a miles de estudiantes que no pueden tener una computadora ni internet para mantener la conectividad necesaria para continuar la actividad educativa en este contexto. Sin embargo frente a este problema el Ministerio de Educación quiere que las escuelas sean espacios de conectividad, en vez de garantizar que todos tengan las herramientas necesarias. Por ahora eso esta frenado por la resistencia de la comunidad educativa

¿Y en Salud y Educación cómo estamos?

Todas estas compras en este contexto generan mucha bronca. Y estas son algunas porque abundan este tipo de gastos. Otro ejemplo es la compra de una Biblioteca Digital por 20 millones de pesos a Viviana Zocco, la esposa de Daniel Hadad.

El presupuesto en educación está subejecutado y como se mencionaba más arriba, la respuesta que quiere imponer Larreta frente al problema de conectividad de miles es que viajen los chicos y las familias hasta las escuelas para conectarse durante dos horas, en vez de garantizar que todos y todas tengan computadora e internet. Ni hablar que el Gobierno de Larreta sigue incumpliendo el fallo judicial presentado por Myriam Bregman y Alejandrina Barry, que lo obliga a brindar bolsones de alimento de calidad en las escuelas.

Por otro lado el sector de salud se encuentra sobrecargado, e incluso algunos hospitales de la Ciudad a punto del colapso. Los contagios entre los trabajadores de la salud sigue creciendo, lo que provoca que se sobre exija a los que continúan trabajando, ya que no se aumentó el personal. También el faltante de todos los elementos de protección personal es algo común en los hospitales y centros de salud, y que muchas veces es cubierto por los insumos que traen los trabajadores desde sus propias casas.

También en estos meses se han visto los contagios que hubo en hogares de niños, niñas y adolescentes; en paradores de personas en situación de calle; en hogares de tercera edad; en refugios de mujeres, etcétera. En todos estos lugares donde conviven personas con derechos vulnerados tenían en común el faltante de insumos de prevención y de protocolos específicos, y que fue el principal causante de los contagios.

En todos estos sectores claves, la excusa del Gobierno de la Ciudad es que el presupuesto esta adecuado a las necesidades aun cuando ese argumento es irrisorio.

Mientras se realizan estos gastos, encima atravesados por manejos turbios entre empresarios amigos, con cifras desorbitantes, y con obras que no son esenciales. Menos en este contexto.







Temas relacionados

Obra pública   /    Gasto público   /    Negocios inmobiliarios   /    negociados   /    Horacio Rodriguez Larreta   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO