Política Chile

CONVENCIÓN CONSTITUCIONAL

Luis Cifuentes, el obrero de la construcción que va de candidato a la convención constituyente

El trabajador es parte de uno de los rubros mas precarizados del país y declara buscar "que la clase trabajadora despierte a la vida política y se organice para frenar los abusos y explotación empresarial". Reproducimos aquí la carta donde nos cuenta su historia y motivaciones para ser candidato.

Lunes 18 de enero | Edición del día

Mi nombre es Luis Cifuentes, soy obrero de la construcción y quiero contarles mis ideas y motivaciones por sumarme a la lista de trabajadores revolucionarios que se presentan en la región de La Araucanía.

Cuando uno vive las injusticias, los peores trabajos, la desigualdad que existe entre ricos y pobres, la llegada de la rebelión de octubre, fue un respiro de darse cuenta que esa uno no estaba solo sintiendo toda esta rabia contra el sistema, me emocioné cuando toda la marcha gritó "ya van a ver cuando los obreros se tomen el poder". Me di cuenta de la potencialidad de nosotros como trabajadores, sobre todo en el paro del 12 de Noviembre, y quede con gusto a poco, sentí que realmente podíamos haber echado abajo el gobierno de Piñera. No es coincidencia que dos días después haya pactado a espaldas del pueblo el “Pacto por la Paz y la Nueva Constitución”. Se nota ese desvío institucional, desviar esa fuerza en las calles a las urnas, pero ante eso, debemos utilizar toda la tribuna para poder agitar las ideas revolucionarias, porque somos una lista que queremos darlo vuelta todo.

Creo que un cambio que marca la rebelión, es que ya no pueden seguir gobernando los mismos de siempre, y que las personas comunes y corrientes también podemos y debemos hacer política. Como trabajador, afloraron muchas inseguridades, son las inseguridades que nos ha implantado el sistema, de hacernos creer que somos los ignorantes, los inexpertos, los que no podemos decidir ni siquiera sobre nuestros tiempos, nuestra vida, nuestra vejez. Pero me di cuenta, que si la política la siguen haciendo los empresarios, estamos destinados a vivir en la depresión de vivir para trabajar. Nadie más que nosotros como trabajadores, sabe lo que es vivir con el salario mínimo, con los costos de la vida, con las jornadas extenuantes.

Debemos ser plenamente conscientes del escenario no solo actual, sino que además de las demandas pendientes que tiene el obrero de hace muchos años. Aquella clase trabajadora en constante abuso laboral y progresiva precariedad, sin derechos ni garantías producto de condiciones e injusticias, atropellos y abusos, propios del modelo Neoliberal en el que estamos inmersos, aún ahora, en esta supuesta “democracia”.

Nosotros, los trabajadores y las trabajadoras de Chile, pensamos, que tenemos derecho a vivir plenamente, y no conformarnos con subsistir, convencidos de que es posible cambiar esta realidad, asumiendo un protagonismo que históricamente ha sido negado o silenciado a sangre y fuego como en la Dictadura, que arraso con la experiencia de los Cordones Industriales.

Necesitamos llegar a amplios sectores de trabajadoras y trabajadores, por que la pelea es grande, y no será en los marcos institucionales, donde nunca hemos conseguido nada más que burocracia y proyectos de ley que terminan con letra chica. Estamos dispuestos a demostrarle a la clase política de siempre, aquella que nos ha manipulado hasta hoy y que pretenden defender su régimen Capitalista, hasta con las armas, de otra forma no se explica el desmedido actuar de las policías y FF. AA en contra de las manifestaciones del pueblo en las calles o lo que vemos en la militarización al Pueblo Mapuche. Debemos unirnos hacia un enemigo en común.

Hemos venido dando la lucha desde siempre, lucha que se acrecentó con la rebelión popular de Octubre de 2019, salimos a las calles con un objetivo claro: acabar con el régimen heredado de la dictadura, eliminar por completo la Constitución Política de Pinochet, que nos rige y agobia hasta hoy, luchar por una verdadera Asamblea Constituyente Libre y Soberana. Y no vamos a rendirnos ni mucho menos vamos a permitir que quienes han gobernado a favor de Latifundistas, empresarios y corruptos inversionistas, se adueñen de nuestros sueños de construir un mundo mejor, y de nuestros anhelos de justicia ante las desapariciones, torturas, violaciones y abusos de derechos humanos que ha hecho esta policía criminal.

Desde la lista de Trabajadores Revolucionarios, queremos darlo vuelta todo, queremos amplificar nuestras ideas, queremos organizar a cada trabajador y trabajadora que este cansado de las injusticias, queremos organizar campañas y comandos que apunten a debatir un programa político anticapitalista.







Comentarios

DEJAR COMENTARIO