ROSARIO

"Martín Reinoso y la Banda Desesperada" grabará un disco en vivo

La banda de folclore formada en 2009, presentará en Rosario sus nuevas canciones y grabará su cuarto disco en vivo, "Manifiesto".

Lunes 12 de noviembre de 2018 | 14:48

Martín Reinoso y la Banda Desesperada se conformó en 2009 en la provincia de Santa Fe. Desde entonces grabaron tres discos: "Ser natural" (2010), "Al mismo lugar" (2012), y "Bastará un instante". Ahora van por el cuarto, que se grabará en vivo el martes 13 de noviembre en el Centro Cultural Atlas de Rosario.

Martín Reinoso, guitarrista y cantante, es quien además compone las canciones. Las temáticas van desde el cotidiano paisaje urbano hasta la realidad actual campesina, pasando por el río, hablando del amor y su entrega, hasta las cuestiones y problemáticas actuales y sociales. La banda se conforma además por Bernardo Daluicio, en bajos, contrabajo y voz; Diego Zabala, en percusión y voz; Luciano Medina, en guitarra eléctrica y voz; Chiry Tévez, en quena, sikus, accesorios y voces, y Evangelina Jakas, como productora y manager.

"La arquitectura de la canción ya está hecha, lo que hay que hacer es sacarla del bloque, con el cincel, porque la canción ya nace entera, está completa. Las líneas que cada uno de nosotros toca la generamos nosotros, pero es intrínseca a la canción, y esa es la capacidad mas interesante que me parece tiene Martín a la hora de componer", afirmaba el bajista Bernardo Daluicio en diálogo con La Izquierda Diario.

Por su parte, Martín aseguraba que "es como funciona la banda: alguien trae las canciones, después las tocamos entre todos y vemos lo que sale. Lo poderoso está en la canción, que yo tampoco considero que sea mío solo, es algo que estamos construyendo entre todos. Lo construimos en los lugares donde militamos, donde nos gusta estar y las cosas que tenemos que decir con respecto a eso, las injusticias, lo que nos sensibiliza. Las escribo yo porque capaz que tengo esa facilidad, pero es algo que nos sensibiliza a todos"

Sobre las temáticas de las canciones, Martín ponía un ejemplo: "Hay una canción que se llama ’De la tierra’. Nosotros hace un tiempo con mi compañera y mis hijos vivimos en un pueblo que se llama Lucio V. González, porque acá no podíamos juntar la guita para pagar el alquiler. Un día, un verano, estaban los chicos en la pileta atrás, teníamos una pelopincho, la casa era hermosa, una casa de campo vieja, medio tapera, que la reconstruímos, y tenía un patio grande que daba a los campos, y empezamos a sentir un olor fuerte, así como de veneno. Estaban fumigando en el campo. Nos subimos a la chata con un compañero, y los mayores de la familia. Fuimos adonde estaba el productor, estaba el mosquito fumigando. ’Eh, maestro, mirá la hora que es y ustedes están fumigando, esto hace muy mal’. Pero esa persona no entendía de ninguna forma. La charla se tornó más fuerte y terminamos haciendo la denuncia. De ahí viene esa canción. Desde ese día fue algo tan shockeante. El pueblo es muy chiquito, a menos de cien metros tenés gente viviendo. Surgen así las canciones, las más fuertes. Después hay instancias en que le cantamos al amor, a cosas que nos sensibilizan".

Los músicos también se refirieron a cuáles son las posibilidades para tocar y difundir la música que hacen: "Nosotros hacemos todo de manera independiente. Las tocadas las producimos nosotros, junto a Evange Jakas que es la sexta compañera, un poco la cabeza de todo. Dificultades hay un montón, desde conseguir un espacio que no te salga tan caro, o ver si lo podés gestionar por cultura, que casi siempre es muy difícil, buscar el sonido. Ahora nosotros contamos con un sonido, y a veces hacemos el laburo nosotros, casi siempre. Es aún más grande la apuesta, porque tenemos que llevar todo, armar, operar. Es como que ya se pierde esto de ir, tocar, hacer eso a lo que vos te dedicás".

La banda santafesina también planteó su visión sobre la música folklórica, el circuito comercial en el que funciona, y las posiciones más tradicionalistas dentro del género: "Nosotros ahora tenemos un encuentro en Lucio V. López que se esta haciendo todos los años hace cuatro años, para febrero. El encuentro intenta un poco romper con esto de los festivales, de la parafernalia de grandes escenarios, luces y por ahí músicas que no identifican del todo el lugar o la región en que se habita. Se arrancó a hacer este encuentro para eso, para un poco mostrar otro tipo de miradas sobre la cultura, sobre las fiestas populares. Se hace al aire libre, hacemos el sonido nosotros. Este año se plegaron la escuela rural, la escuela del pueblo, el centro de jubilados, la comuna, los vecinos. Genera una cosa tan colectiva y tan linda que nunca sale mal. Una de las cosas que les sorprendía a la gente del pueblo es que nos queremos y nos cuidamos entre todos, y a nuestros hijos. Porque vos te vas a una de estas fiestas como la fiesta de la leche o la fiesta del pan y hay un grado de violencia muy grande".

Sobre este aspecto de la música folclórica, Martín continuaba: "Este disco que vamos a grabar el martes, comercialmente no juega, grabar quince o veinte canciones en vivo. En el folclore capaz que se graban discos, pero son muy vacíos de contenido, muy comercial, con mucho machismo, hipocresía. Entonces el folclore del festival no nos representa a nosotros, por eso organizamos encuentros, por eso arrancamos haciendo las peñas de La Machadera. Porque íbamos a los lugares mas tradicionalistas y nos echaban porque las chicas bailaban descalzas, no se podía bailar en ronda. Hoy en todas las peñas se baila en ronda, se baila descalzo, se baila entre mujeres, las mujeres tocan el bombo, zapatean. Cosas que hace dieciocho años no pasaban, y gracias a un montón de compañeras se pudo hacer."

Por último, los músicos enmarcaron la presentación del nuevo disco: "Esto es un laburo independiente, tiene mucho compromiso y mucha sinceridad. El arte es muy transformador en todo nivel, nosotros creemos que somos muy sinceros, que tenemos cosas para decir que están buenas. Somos un grupo amplio de personas, no sólo nosotros. Están las compañeras de Las Mudanceras, creyendo en su danza, en su impronta de mujeres. Están los compañeros cantores, los amigos cantores de la ciudad de Rosario, con quienes tenemos muy buena relación":







Comentarios

DEJAR COMENTARIO