Géneros y Sexualidades

#NIUNAMENOSSINVIVIENDA

Mujeres del Barrio 31 reclaman vivienda: "Salimos con la olla a la calle para que nos apoyen"

Las mujeres que habitan hace dos meses “El Hotelito” en el barrio Mugica (Villa 31), salieron a contar que están en pie de lucha y organizadas. Intensa semana para visibilizar su lucha. Son 11 familias, con 35 niñas y niños, que viven en este espacio destinado a “viviendas transitorias” por el gobierno porteño, pero que previo al aislamiento estaba deshabitado y sin terminar.

Miércoles 14 de octubre | Edición del día

El Hotelito - YouTube

Ayer miércoles, en las puertas del Hotelito, realizaron una olla popular exigiendo una solución a su necesidad de vivienda, mientras la única intención del Gobierno de la Ciudad es el desalojo. Ahí nos hicimos presentes con nuestro noticiero Alerta Spoiler, para que su reclamo sea conocido por todas y todos.

Esta jornada fue parte de una serie de acciones que las mujeres del Hotelito se propusieron para que su reclamo sea escuchado. Cuando se enteraron de que otras mujeres estaban en su misma situación, al frente de la toma en Guernica, no dudaron en mandarles un saludo, participaron de la movilización y del acto en Plaza de Mayo convocado por el Encuentro Memoria Verdad y Justicia (EMVyJ) en apoyo a las tomas. “Acá si nos escuchan, este es nuestro lugar”, decían mientras tomaron el micrófono en el acto para contar su experiencia y pedir solidaridad.

Te puede interesar: Toma “El Hotelito” en la Villa 31: mujeres que luchan por un techo para vivir

#NiUnaMenosSinVivienda. Esa consigna las motiva, en su mayoría son mujeres que están al frente de esta lucha, por eso convocaron a una asamblea feminista en el Hotelito para el día siguiente de la marcha. Y por ese motivo volvieron a salir para el sur, varios kilómetros recorrieron una vez más para encontrarse con quienes pusieron en pie la “comisión de mujeres de la toma de Guernica”. Junto a ellas participaron y hablaron en la reunión de las tomas.

Ellas ven la necesidad de solidarizarse y tejer lazos recíprocos con quienes están luchando a la par, como una forma de fortalecerse, “la unidad hace la fuerza”, se comentaba, mientras realizaban una foto para enviarles solidariamente a las trabajadoras y trabajadores aeronáuticos de LATAM. Mientras ellas recibían la solidaridad y compromiso de las y los jóvenes precarizados de la Red de Precarizadxs que se comprometieron a iniciar una colecta para las familias del Hotelito.

En el Hotelito conviven trabajadoras de casas particulares, changarinas y changarines, obreros de la construcción, trabajadoras y trabajadores de los más precarios sucediéndose años tras año y gobierno tras gobierno. Ahora sin un sueldo, con la imposibilidad de pagar alquileres carísimos y una inflación galopante, estas mujeres, jefas de hogar, algunas solas, otras escapando de círculos de violencia de género, enfrentan la amenaza de desalojo, la única respuesta hasta el momento por parte del gobierno porteño.

Te puede interesar: Preparan el desalojo de familias de la toma “El Hotelito” en la Villa 31

Desalojo para las familias sin vivienda y meganegocios para las constructoras son las dos caras de la misma orientación social del gobierno de Horacio Rodríguez Larreta. A unas 20 cuadras del Hotelito se encuentra Costa Salguero, donde se pretende implantar un complejo de torres de lujo junto a un club náutico, tan repudiado por amplios sectores de los porteños. Dos realidades que contrastan hasta que duele.

Te puede interesar: En medio de un fuerte rechazo, la Legislatura porteña aprobó la venta de Costa Salguero

Cada vez son más los ministerios, secretarías, direcciones y funcionarias que se autodefinen “feministas”, que analizan la situación de las mujeres, travestis, trans, sacan estadísticas y conclusiones. Sin embargo, por el momento, de ninguno de esos despachos sale alguna propuesta que atienda el pedido de frenar los desalojos en principio, y resolver su legítimo derecho a una vivienda y una vida sin violencias.

Las protagonistas de las tomas están demostrando que las mujeres no sólo son las primeras en sentir los golpes en una crisis como la actual, sino que están en la primera línea contra viento y marea, sacando conclusiones, organizándose y transformándose en dirigentes de sus propios destinos.






Temas relacionados

Desalojos   /    Costa Salguero   /    #NiUnaMenos   /    Derecho a la vivienda   /    Villa 31   /    Horacio Rodriguez Larreta   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO