×
×
Red Internacional

Este jueves 17 de junio se realizó la charla debate virtual impulsada desde el Suteba Matanza en el marco del proceso abierto de lucha y movilización popular contra los planes de ajuste de Duque.

Lunes 21 de junio | 16:03

De la misma participaron cuatro panelistas invitados: Jenny Duque docente y socióloga de La Izquierda Diario en Bogotá Colombia, Nahora Torrenegro Castillo docente socióloga activista del magisterio e integrante de la asamblea de magisterio, Indalecio Cañas Medina Ingeniero Ambiental y Sanitario. estudiante colombiano residente en Rosario y Estudiante de maestría en Energía para el desarrollo sostenible de la UNR-FCEIA (EPEC) e Ismael Jalil referente de CORREPI, que integró la misión internacional de solidaridad y observación de DDHH en Colombia, acompañados desde la Secretaria de organización del Sindicato multicolor.

La apertura la hizo Jenny Duque explicando el marco del paro nacional y resaltó los actores que estuvieron presentes: los trabajadores y trabajadoras, los y las docentes e indígenas de varias etnias del país, como también comunidades afroamericanas. Pero sobre todo, son los jóvenes que no tienen nada que perder y sí mucho por ganar en este enfrentamiento que están dando contra el gobierno, que no solo pasa en las grandes capitales como Cali. Denunció también que el paro nacional contó con lo que se conoció como una mesa de negociación que está conformada por centrales sindicales como la CUT, la CGT, el sindicato de maestros y representantes estudiantiles pero que no fue elegido desde las calles, desde las personas que estamos poniendo el cuerpo en esta lucha.

“Desde la Izquierda Diario estamos cubriendo desde Bogotá con varios corresponsales y desde ahí hemos denunciado el trato militar, la complicidad empresarial, hemos denunciado el asesinato, la encarcelación y judializacion de los jóvenes que son las principales víctimas de este terrorismo de Estado. También hemos denunciado la violencia hacia las mujeres por parte de la policía en el marco del paro. Desde el diario proponemos una salida por la huelga general que haga que caiga Duque, y una comisión investigadora de las víctimas y familiares que permita hacer justica desde el pueblo del terrorismo de Estado.”

Te puede interesar: A un mes y medio del paro nacional en Colombia: el papel de las direcciones

En segundo lugar, Nahora Torrenegro caracterizó las movilizaciones como sin precedentes en el pueblo colombiano. “No habíamos asistido a eventos de la lucha de clases como este donde se han derribado símbolos de la dominación imperialista por más de doscientos años. Lo que nos señala que se ha abierto en Colombia luego de 30 años de un régimen casi dictatorial, una situación pre revolucionaria”. Planteó que el Comando de paro no ha sido electo democráticamente, llama a medidas sin consultar a la base y desconociendo que en el seno de la movilización está surgiendo una nueva conducción entre la juventud.

Indalecio Cañas Medina partió de denunciar los tratos militares a los manifestantes y la policía de civil y paramilitares. Reivindico las primeras líneas como se vio en otras protestas en Latinoamérica en este estallido social coincidiendo en que no puede ser llamado paro porque no hay huelga general.

Ismael Jalil relató que a través de la misión de derechos humanos de la que fue parte pudieron constatar que en Colombia se están haciendo prácticas represivas sobre el conjunto de la sociedad en la que no solamente está el ESMAD, la policía y los uniformados sino una alta participación de civiles armados como paramilitares que están desplegando este odio de clase sobre el pueblo colombiano. Lo que demuestra que en Colombia siempre se combinan las fuerzas legales con las ilegales pero ambas guionadas por el mismo Estado. Se están haciendo delitos de lesa humanidad y lo que hay que hacer es ya abrir la jurisdicción universal para que sean juzgados los responsables.

Luego de las exposiciones se realizó una ronda de preguntas y consultas vía chat para los participantes.

Sobre cuál es el rol de la juventud en las calles y en el proceso de organización, Jenny respondió que “son ellos los que sostienen las movilizaciones, los que se organizan y ponen el cuerpo y una nueva generación se politiza, que recibe la historia en las ciudades y en las diferentes expresiones. La muestra de esa rabia de la privación de muchos derechos de muchas décadas. Son ellos los que pueden avizorar un país distinto de la ultraderecha que nos ha gobernado siempre. En ellos hay mucha esperanza pero no pueden ser los únicos que pueden mantener esta resistencia: el pueblo colombiano tiene que hacer una fuerza aún más grande una huelga general y fortalecer la organización de los trabajadores y trabajadoras del pueblo que está desempleado”.

Nahora respondió en qué estadio está el desarrollo del activismo antiburocrático en docentes, y si hay alguna instancia de coordinación con los sindicatos combativos por parte de los docentes, como también si considera que puede caer el gobierno de Duque. Explicó que “al interior de los sindicatos y de la central unitaria hay sectores que se resisten a esa conducción burocrática pero son sectores minoritarios porque desafortunadamente el magisterio no está en la calle y si la gente no está luchando es debido a que vienen de muchos años de desmovilización producto de que en el año 2015 la dirección sindical entregó una de las luchas más importantes. Consideramos que la salida está en una nueva dirección porque esta ya no sirve por eso hoy los jóvenes los desconocen y se fueron quedando solos. Pero las condiciones están para una nueva dirección para los jóvenes y la clase obrera y hacia ahí tenemos que dirigir nuestras fuerzas”.

Ismael Jalil al ser consultado sobre su valoración del paro nacional dijo que “vio un estado de movilización permanente. Vimos que no hay una dirección unificada y una homogeneidad, y todo condujo a un levantamiento escalonado del paro. Los que permanecían firmes eran los jóvenes y sus mamás sobre todo en las barriadas donde las condiciones son más duras y la adhesión al paro es mayor.”

Indalecio agregó que “los gobiernos están en la obligación política, ética y moral de pronunciarse. Para finalizar repudió el dicho de Alberto Fernández que dijo muy tibiamente que en Colombia hay una violencia singular y a no condenar este genocidio”.

Para finalizar, desde el Suteba La Matanza y el Consejo Ejecutivo se le agradeció a los panelistas y se pusieron a disposición como se manifestó desde el primer momento en las asambleas del sindicato con la solidaridad con el pueblo colombiano y por abajo Duque y la represión.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias