Deportes

DEPORTES

Tenis: 50 años de la rebelión de las “original 9”, las mujeres que pasaron al frente

Se cumplieron 5 décadas del inicio de un hito en la lucha por la igualdad de género en el deporte: 9 tenistas encabezadas por Billie Jean King organizaron su propio torneo exigiendo igualdad.

Augusto Dorado

@AugustoDorado

Viernes 25 de septiembre | 17:19

Las Original 9: Julie Heldman, Billie Jean King, Peaches Bartkowicz, Rosie Casals, Judy Dalton, Kerry Melville, Nancy Richey, Valerie Ziegenfuss y Kristy Pigeon.

El 23 de septiembre de 1970, un grupo de 9 tenistas mujeres tomó la decisión de organizar un torneo propio de tenis profesional, porque en los torneos oficiales de la ITF (Federación Internacional de Tenis) relegaban a las tenistas a partidos programados en horarios secundarios, en canchas semi profesionales y -sobre todo- porque los premios que la ITF pagaba a las campeonas eran en 8 veces más bajos que los que ganaban los tenistas varones.

El disparador de esta decisión de “cortarse solas” fue la diferencia de premios que hubo entre campeones masculino y femenina del Abierto de Estados Unidos de 1970. Ese año además se empezaron a unificar torneos en el circuito conocido como Grand Slam: el tenis se iba profesionalizando cada vez más y a las mujeres no las estaban teniendo en cuenta.

Alentadas por otra mujer, una exjugadora que era directora de la revista World Tennis llamada Gladys Helman, se juntaron estas 9 tenistas -que pasaron a la historia con el nombre de las “Original 9”, que se podría traducir como las 9 pioneras- y se movieron para conseguir auspicios y poder organizar su torneo. La directora de esta revista les aseguró un premio de 5 mil dólares, ellas aceptaron y sellaron el acuerdo firmando un contrato simbólico de 1 dólar cada una para disputar este torneo. Este miércoles 23/09, de este 2020, estas 9 tenistas se volvieron a juntar y recrearon aquella foto que se habían sacado en 1970 mostrando en sus manos ese dólar por el que aceptaron jugar su torneo.

El grupo de tenistas pioneras, las "original 9", en 2020.
El grupo de tenistas pioneras, las "original 9", en 2020.

El auspicio que apareció hace 50 años fue el de una multinacional tabacalera: la Philip Morris. No lo hizo por amor al deporte, sino por interés comercial: un poquito antes (en el año ´68) había lanzado una marca de cigarrillos orientada al consumo de las mujeres, los Virginia Slims, para competir con otra marca supuestamente “para mujeres” que era la británica Benson & Hedges. Por eso el torneo de las tenistas rebeldes se llamó Virginia Slims.

El torneo empezó a tener buena repercusión y tanto la Federación estadounidense como la Federación Internacional castigaron a las 9 rebeldes prohibiéndoles participar de los torneos de Gran Slam oficiales y de la Copa Fed que era algo parecido a la Copa Davis, una copa de selecciones. Pero estas mujeres siguieron adelante en su lucha.

Rosie Casals, otra de las "original 9".
Rosie Casals, otra de las "original 9".

La ganadora de ese primer torneo fue Rosie Casals, quien a propósito de este 50 aniversario esta semana declaró: “Quedar afuera de los Grand Slams era la parte más arriesgada de ir en contra del sistema que había en ese momento. Pero la verdad es que éramos tratadas como ciudadanas de segunda en todos los torneos, no teníamos mucho que perder”.

Para 1971 no solamente no se amedrentaron con las sanciones que les habían impuesto las instituciones oficiales del tenis: directamente organizaron un circuito entero de 19 torneos. Una de estas jugadoras rebeldes, Judy Dalton, fue al US Open (el Abierto de EEUU oficial), no para competir sino para ayudar a repartir una encuesta entre el público. Querían conocer qué opinión tenía este público sobre el tenis femenino. En declaraciones publicadas esta semana en el sitio oficial de la WTA, Judy Dalton recordó que muchos varones del público del tenis contestaban que les gustaba más el tenis femenino porque los partidos “duraban más tiempo, eran más competitivos y más tácticos”.

Billie Jean King en plena competencia en los años ´70
Billie Jean King en plena competencia en los años ´70

Entre estas “original 9” todas reconocían a una como la líder del grupo: Billie Jean King. Era la que más empujaba a seguir adelante y siempre pensaba en el paso siguiente. Ella fue la que pasó directamente a plantear la creación de una federación nueva, que fundaron en 1973 y que es la actual federación de mujeres: la WTA. En el encuentro de celebración por estos 50 años de esa rebelión, Billie Jean King -hoy con 76 años- explicó: “Estábamos hablando mucho más allá del deporte, hablábamos de cambios en la sociedad. Recuerden que estábamos en la segunda ola del movimiento de mujeres en ese momento. Entendíamos mejor que nadie las cosas, lo que teníamos y lo que no teníamos como mujeres”. Claro, ellas avanzaban y empezaron a surgir las reacciones machistas y misóginas.

Billie Jean King entrando a jugar contra Bobby Riggs en el partido que se transformó en leyenda: "La batalla de los sexos".
Billie Jean King entrando a jugar contra Bobby Riggs en el partido que se transformó en leyenda: "La batalla de los sexos".

Bobby Riggs era un tenista veterano y había sido muy importante en décadas anteriores; fue el que empezó a poner el grito en el cielo: “Las mujeres apestan” decía. El antiguo campeón planteaba que el tenis femenino era “muy inferior al de los varones”, que ellas no iban a llegar a ningún lado y -para demostrar su teoría- desafió a jugar un partido nada menos que a la cara visible del movimiento, a Billie Jean King. El partido se jugó el 20 de septiembre de 1973 en Houston ante un público de casi 30.500 personas y se transmitió a 36 países, se calcula que lo vieron 90 millones de personas. Había mucha expectativa porque la prensa le dio mucha manija: era el “machista orgulloso” contra la tenista feminista. Bautizaron el partido como “La batalla de los sexos”.

Billie Jean se tomó el partido como un desafío histórico: “Sentía que el peso del mundo estaba sobre mis hombros y que si perdía íbamos a retroceder como 50 años en el movimiento, que podía arruinar todo el camino recorrido y afectar la autoestima de todas las mujeres”. Esa presión tremenda se transformó en moral. Billie Jean King le dio una paliza deportiva en 3 sets al machista Bobby Riggs: le ganó 6-4, 6-3 y 6-3. Un triunfo histórico.

La importancia de este hito deportivo fue tal que Hollywood lanzó una película en 2017 sobre este partido, llamada justamente La Batalla de los Sexos, con Emma Stone y Steve Carell. En 1973, tras este partido, las federaciones que habían expulsado a estas mujeres se dieron cuenta que no podían seguir sin incorporarlas y en ese mismo año oficializaron a la WTA y rehabilitaron a estas tenistas para todos los torneos oficiales. El Abierto de EEUU de 1973 por primera vez pagó premios iguales a varones y mujeres. Hace pocas semanas, en este 2020, se anunció que la famosa Copa Fed -que les había sido prohibida a aquellas “original 9”- ahora será rebautizada como Copa Billie Jean King.

Este aniversario fue festejado por las grandes tenistas del mundo como Gabriela Sabatini, Serena Williams y Naomi Osaka, entre varias otras. Cada una de ellas se fotografió con un dólar en su mano, como aquellas pioneras que se arriesgaron para ir por todo en el tenis como una conquista simbólica que le diera impulso a la lucha de todas las mujeres.







Temas relacionados

Billie Jean King   /    US Open   /    Tenis   /    Género   /    Deportes

Comentarios

DEJAR COMENTARIO