×
×
Red Internacional

Formación Docente.Terciarios del Conurbano: seis razones para organizarnos

Estamos impulsando encuentros virtuales en todo el país entre estudiantes terciarios y universitarios junto a agrupaciones de izquierda ¿Por qué es necesario organizarnos? Acá las seis razones principales.

Tatiana MindisEstudiante ISFD N°88

Nehuen MolEstudiante Formación Docente

Lunes 27 de julio de 2020 | 15:42

La pandemia profundizó una crisis económica, social y sanitaria que expuso las peores condiciones de un sistema capitalista que siempre fue y será profundamente desigual, que ya nos demostró, sobre todo a los jóvenes, que no tiene nada más que ofrecernos al punto tal de avanzar cada vez más en la destrucción de nuestro planeta. Vimos como miles se levantaron en todo el mundo previo a la pandemia, pero incluso ahora, sigue habiendo movilizaciones masivas y ejemplos de organización. Ahí tenemos a la juventud contra el racismo al grito de“Black Lives Matter”, los trabajadores de la primera línea contra la pandemia como médicos y enfermeros en todo el mundo, los repartidores de las Apps organizando paros internacionales o los trabajadores de Amazon cuyo jefe es el hombre más rico del mundo.

Te puede interesar: [Claves] La lucha de la juventud precarizada ante la pandemia en todo el mundo

En Argentina, mientras la burocracia sindical hace la plancha frente a los despidos, las suspensiones y las rebajas salariales, los jóvenes precarizados se organizan. Como los pibes y pibas de locales de comida rápida o los repartidores que vienen de enfrentar la “ley Larreta”. Muchos de ellos se organizan en la Red de Trabajadores Precarizados, Informales y Desocupados porque vieron que juntos pueden golpear más fuerte. Es su ejemplo el que queremos seguir, ya que los estudiantes terciarios somos en su mayoría precarizados inmersos en una crisis que el gobierno nacional y los gobiernos provinciales junto a empresarios y burócratas quieren que paguemos nosotros.

Te puede interesar: Terciarios del Conurbano: Impulsemos encuentros virtuales en unidad

Queremos poner en pie la Red Estudiantil en todo el país, que debata de manera democrática en encuentros virtuales, que una a estudiantes terciarios y universitarios con las agrupaciones y partidos de izquierda y combativos. Necesitamos una organización que empiece por unir a quienes votamos por el Frente de Izquierda a nivel nacional y en los centros de estudiantes para poder dar una respuesta a la crisis con nuestros propios reclamos a la cabeza, que se una con los trabajadores ocupados y desocupados, que se hermane con la juventud que se levanta en todo el mundo porque no estamos dispuestos a resignar nuestro futuro.

Te puede interesar: Tenemos un objetivo común: unir a la izquierda y a miles de estudiantes para intervenir en la crisis abierta

Seis razones para organizarnos

1. En defensa del derecho a estudiar. ¡Basta de deserción!

Un informe del 2019 del Instituto de Formación Docente dependiente del Ministerio de Educación plantea que el 74% de los estudiantes terciarios que ingresan abandonan a lo largo de la carrera. Hoy en pandemia la deserción se agrava y el Ministro de Educación Nicolás Trotta nos quiere hacer creer que cursamos con normalidad. Mientras nosotros vemos a lo largo del cuatrimestre como compañeros abandonan las materias por laburo, por no tener internet, computadora o para bancar a su familias ante una situación de mucha incertidumbre. Encima este año eliminaron el régimen de promoción en los terciarios bonaerenses de manera inconsulta con estudiantes y docentes, lo que implica una sobrecarga de exámenes a finde año que hace insostenible llevar adelante un ciclo lectivo en tiempo y forma . El acceso a la educación es cada vez más un “privilegio”.

El 21 de mayo en plena pandemia el peronismo oficialista, radicales y macristas se pusieron de acuerdo en el Congreso Nacional para reformar la Ley de Educación Nacional (LEN). Sin debate con la comunidad educativa, cambiaron el artículo 109 que limitaba las clases virtuales solo para estudiantes mayores de 18 años o zonas rurales. Con este cambio se puede aplicar la virtualización en todo el sistema educativo para casos “excepcionales” o “razones de fuerza mayor”, formulaciones generales que dejan abierta a cualquier tipo de interpretación.

Ante cualquier interrupción del ciclo lectivo ahora, los gobiernos nacionales y provinciales, disponen de legalidad para “proponer” que se dicten a través de todo tipo de plataformas educativas, programas de radio/TV y cuadernillos virtuales, los “Núcleos de Aprendizaje Prioritarios” y los respectivos diseños curriculares jurisdiccionales. Así las cosas, se abre el camino hacia un aumento de la virtualidad con el enorme negociado que hay detrás y los grandes sectores de estudiantes que quedan fuera por falta de herramientas y conectividad. Pero este no es el único problema sino que también se posibilita utilizar las clases remotas para quebrar huelgas docentes parciales o indefinidas.

Los docentes en pandemia tuvieron que afrontar la virtualización muchos sin estar preparados, sin tener el equipo o la conexión de internet necesarios. La virtualidad es una forma más de precarización docente y el gobierno nacional pretende “solucionar” el problema dando la posibilidad de comprar una computadora en 36 cuotas sin interés. ¡Es como si nos tuviéramos que comprar el pizarrón y el escritorio para trabajar!

En este marco de cambios importantes en la Ley de Educación Nacional (LEN) el gobierno, hace algunas semanas con el Ministro Nicolás Trotta a la cabeza, activó el “Consejo Nacional de Calidad en la Educación”, organismo creado por la LEN que tiene la facultad de reorganizar el sistema educativo de conjunto. Este organismo está integrado por organizaciones sindicales docentes, la Unión Industrial Argentina, la burocracia de la CGT y la Iglesia entre otras. No hay dudas de que las resoluciones que se tomen en dicho órgano no serán en función de los intereses de los trabajadores y el pueblo pobre sino en beneficio de empresarios y cúpula eclesiástica.

  • ¡Abajo la reforma del artículo 109 de la LEN!
  • Que las autoridades brinden informes públicos sobre la deserción estudiantil en este cuatrimestre virtual.
  • Por acceso gratuito a internet y computadoras para estudiantes y docentes que lo necesiten
  • Mantener la regularidad automática para todos los estudiantes. Suspensión de correlatividades por un año. Que los finales virtuales sean en común acuerdo entre docentes y estudiantes.
  • No a la eliminación del régimen de promoción.

2. Contra la precarización de nuestras vidas y de la educación

En los terciarios del Conurbano cerca del 60% trabajamos, en general de manera precaria. Con la cuarentena, los empresarios aprovecharon y muchos quedamos desocupados, nos suspendieron o precarizaron aún más. Muchísimos pibes se anotaron a la IFE y la gran mayoría fueron rechazados. El gobierno nacional de Alberto anunció que la restringirá aún más en el marco de una crisis económica enorme, donde las empresas ya dejaron claro que despedirán en cuanto se termine la cuarentena. Los compañeros que accedieron a la beca PROGRESAR cobran un mínimo de $2000, algo que no alcanza ni para cubrir el wi-fi necesario en esta virtualización.

Cuando estamos un poco más avanzados en la carrera empezamos a hacer la residencia que no es más que trabajo impago y donde no nos tienen en cuenta las horas de clase si tenemos suerte de conseguirlas en la búsqueda de dar fin a los laburos de mierda. Pero en ese momento también nos encontramos con que tomar horas es dificilísimo y nos quedan planes como el FinEs, con salarios de miseria, sin estar dentro del estatuto docente, es decir sin derechos laborales mínimos, donde en general no damos clases en escuelas sino en conventos, unidades básicas, espacios que brinden ONG o incluso empresas. Así como afecta a los docentes, afecta a los estudiantes que no pueden acceder a condiciones de educación adecuadas, es decir, una precarización de la educación en su conjunto. En pandemia, el FinEs se transformó en el PIEDAS, que es la IFE de los docentes, ocupando a veces puestos de preceptor o trabajos similares por menos remuneración y derechos, dejando a un sector fuera de este plan.

  • Por un impuesto a las grandes fortunas para poder brindar una IFE de $30.000 a quien lo necesite y becas integrales para que nadie deje de estudiar.
  • Que las residencias sean pagas y que se tengan en cuenta los horarios de trabajo cuando las asignen. Si tenemos horas docentes que nos puedan evaluar en las mismas.
  • Basta de precarización laboral. ¡Basta de despidos y suspensiones!
  • Encuadramiento de los planes como el FinEs en el Estatuto Docente con igual salario y derechos.
  • No a las aulas superpobladas ¡Aumento del cupo docente!

3. Queremos perspectiva de género en nuestros terciarios

A la hora de hablar de precarización y desempleo, las mujeres somos mayoría. En los terciarios de los 90.000 estudiantes de formación docente en el Conurbano, el 78% somos mujeres. Y, según el mismo informe del INFoD, el 20% son madres. Sin embargo en los institutos no contamos con juegotecas para que nuestras compañeras, que no tienen con quién dejar a sus hijos, puedan continuar sus carreras. Tampoco para nuestras docentes que muchas veces tienen más de un cargo y hacen malabares con el cuidado de los niños.

En esta cuarentena, la virtualización planteó el desafío de tener que estudiar y dar clases a la par que cuidar a los niños y seguir su propia educación virtual y esto no es debatido ni tenido en cuenta por nadie. Tampoco contamos con formación docente en cuanto a Educación Sexual Integral siendo que la ley se aprobó hace más de una década y que es un reclamo histórico del movimiento de mujeres que se implemente como es debido. La alianza entre los gobiernos y las iglesias impide esto, así como impidió que tengamos aborto legal seguro y gratuito, un grito que sigue recorriendo aulas y pasillos.

Esta situación se suma a la violencia de género que en la cuarentena aumentó exponencialmente. Desde el 20 de marzo al 18 de Junio se registraron 74 femicidios y trans/ travesticidios y sin embargo se siguen destinando $11 por un mujer víctima de violencia de género. Queda claro que el Estado no tiene ninguna preocupación por abordar esta problemática.

  • ¡Juegotecas en todos los terciarios para estudiantes y docentes!
  • ¡Por un plan de emergencia contra la violencia de género ya!
  • Formación docente en Educación Sexual Integral en todas las carreras
  • ¡Aborto legal, seguro y gratuito ya! Separación de la Iglesia y el Estado.

4. Contra el racismo y la represión policial en todo el mundo

En todo el mundo se escucha el grito de "Black Lives Matter" a partir del asesinato de George Floyd. En Estados Unidos se puso en cuestión cuál es el rol de la institución policial en este sistema, con movilizaciones masivas donde los jóvenes pelean para terminar con el racismo y la brutalidad policial. Es que en todo el mundo la respuesta frente a la crisis sanitaria, económica y social, fue aumentar la represión y la presencia policial en los barrios.

En Argentina esto se ve muy claro y en el Conurbano, gobernado por Axel Kicillof, la situación de los barrios es cada vez más difícil y el hambre se profundiza todos los días. La respuesta fue la militarización que implica mayor represión. En la cuarentena la violencia policial y el gatillo fácil por parte de la policía Bonaerense, liderada por Sergio Berni, se multiplicaron. La violencia de esta fuerza de seguridad crece, mientras se profundiza una crisis económica y social.

Te puede interesar: Cada 12 horas se registra un caso de violencia policial

Facundo Castro es un ejemplo de esto y somos miles los que nos seguimos preguntando dónde está y exigiendo que Frederic, Berni y Kicillof den respuestas. Pero también está Lucas Verón que acababa de cumplir 18 años y la policía lo mató a balazos en González Catán. O está Walter Nadal a quien la policía de Tucumán asfixió hasta la muerte mientras él gritaba “No puedo respirar”, la misma frase que repitió George Floyd una y otra vez. ¿Hasta cuándo vamos a dejar que nos arranquen a los pibes de los barrios?

  • ¡Basta de gatillo fácil! Justicia para todas las víctimas.
  • ¡Fuera la policía de nuestros barrios!
  • Aparición con vida YA de Facundo Castro. Frederic, Berni y Kicillof son responsables.

5. ¡Aumento del presupuesto educativo ya!

Quienes cursamos en terciarios sabemos muy bien que la pelea por tener edificios propios es histórica. En algunos se logró gracias a la lucha, pero en la gran mayoría seguimos a la espera mientras cursamos en aulas que no están acondicionadas y en edificios con graves problemas edilicios que son un problema no solo para nosotros sino también para los niveles secundarios y primarios que se dictan allí. No tener edificios propios es la consecuencia de un presupuesto educativo completamente insuficiente y desfinanciado hace años que incluye el bajo salario de nuestros docentes y las herramientas de estudio que se brindan.

Sabemos que esta precariedad va a ir de mal en peor en una crisis económica que cada vez es mayor. Porque en vez de poner en debate estas problemáticas y darle una salida, Kicillof está esperando el acuerdo de pago de la deuda nacional para poder pagar él también peso sobre peso. A su vez en esta cuarentena se les dio el ATP a grandes empresarios, regalándoles millones que no les faltan, mientras nuestras condiciones de cursada son imposibles para miles de estudiantes. La ayuda siempre llega para los “dueños del país” sean nacionales o internacionales como el FMI y nunca para quienes realmente lo necesitamos o para solucionar problemas estructurales como la educación, la salud o la vivienda.

  • ¡No al pago de la deuda y al FMI!
  • ¡Aumento del presupuesto educativo!
  • Por un salario básico igual a la canasta familiar para nuestros docentes.

6. Por centros de estudiantes democráticos y junto a los trabajadores

Los centros de estudiantes, casi todos dirigidos por agrupacione del PJ y Frente Todos, impulsan, como siempre, una pasividad aplastante. En alianza con la burocracia sindical docente de la Celeste que dirige el SUTEBA a nivel provincial, su accionar se reduce a transmitir lo que las autoridades dictan garantizando un supuesto desarrollo "normal" de las clases virtuales. Así, como si estuviéramos en una burbuja y fuera del contexto de crisis, no brindan espacios de debate y resolución ni en asambleas ni en los espacios como el CAI, que son “consultivos”, sin posibilidad de tomar verdaderas resoluciones con el conjunto de la comunidad educativa.

A pesar de esto, quienes somos parte de la Juventud del PTS impulsamos desde diferentes centros de estudiantes y espacios de organización distintas iniciativas junto docentes y trabajadores para dar respuesta a problemáticas que se presentaron en este período. Lo hicimos desde la conducción del centro de estudiantes del ISFD N°35 en Zona Sur, con relevamientos online de 500 encuestados, mostrando que el 77% de los estudiantes están precarizados. Desde la conducción del ISFD N°88 en Zona Oeste estamos peleando contra los finales virtuales obligatorios que dejan afuera a cientos que no poseen las herramientas para hacerlos. En Zona Norte, como conducción del ISFD N°113 impulsamos la campaña por #DóndeEstáFacundo, contra el gatillo fácil y la maldita policía como en todos los terciarios y universidades del país en unidad con otras agrupaciones de izquierda.

Es central la coordinación entre los diferentes institutos terciarios siendo además moneda corriente que funcionen diferentes niveles como secundarios y primarios junto con formación docente en los mismos establecimientos. Los centros dirigidos por el peronismo no coordinan estos espacios e instituciones, contrario a la necesidad de fortalecer las peleas que tenemos por delante los jóvenes estudiantes junto a los docentes.

Te puede interesar: El hashtag #DondeEstaFacundo inundó las redes sociales

Los laburantes venimos siendo golpeados por esta crisis, pero muchos se ponen en pie contra los contagios producto de la desidia empresarial, contra los despidos, suspensiones y rebajas salariales. Tenemos que poner los centros de estudiantes en pie de organización en el conjunto de los terciarios y que sea en unidad con los trabajadores, empezando por nuestros docentes que son cada vez más precarizados en esta virtualización.

  • Que los centros de estudiantes funcionen sobre la base de asambleas democráticas y cuerpo de delegados con mandatos de base.
  • Que el CAI sea con mayoría estudiantil y representación de los trabajadores de la educación con voz y voto. Que sea resolutivo y público para que cualquier miembro de la comunidad educativa pueda asistir. ¡Pongamos en pie un verdadero cogobierno en los terciarios!
  • ¡Que los centros de estudiantes impulsen la unidad con los trabajadores!

Por estas seis razones te invitamos a ser parte de poner en pie la Red Estudiantil entre terciarios y universitarios en todo el país para que, en unidad con los trabajadores, hagamos que la crisis la paguen los capitalistas.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias