Mundo Obrero

SUBTE

Trabajadores impusieron a Metrovías que se aplique protocolo ante casos de sospecha de COVID-19

Resolvieron aplicarlo en asamblea luego de conocer que un compañero estaba internado desde el domingo y a la espera del resultado, que afortunadamente hace instantes dio negativo. Metrovías y el gobierno de la Ciudad se negaban a aplicarlo a pesar del riesgo que significa para trabajadores y usuarios.

María Agustina Chaves

Trabajadora Subte - Línea D | @suragus1982

Martes 14 de abril | 16:46

Desde el domingo a la mañana, cuando el trabajador entró con 38º de fiebre al Sanatorio Güemes y quedó internado a la espera de resultados, trabajadoras y trabajadores de la línea B del sector de tráfico, se reunieron en asamblea para definir los pasos a seguir. A la preocupación por la salud de su compañero, se sumaba la preocupación por su salud, la de sus familias y el peligro de contagio a usuarios. La definición fue concreta: en caso de sospecha, y hasta que no estén los resultados, todos aquellos que estuvieron en contacto con dicho trabajador deben aislarse hasta que estén los resultados del hisopado. Además es importantísimo recalcar que votaron activarlo inmediatamente frente a casos futuros.

Claudio Dellecarbonara, miembro del Secretariado Ejecutivo del sindicato del Subte (AGTSyP) y diputado electo de la provincia de Buenos Aires por el Frente de Izquierda, manifestó: “Lo grave es que, existiendo un protocolo a nivel nacional, llegado el momento Metrovías y el Gobierno de la Ciudad se negaron a aplicarlo". Y continuó: “Esto es una muestra más de la desidia permanente de Metrovías. Falta de inversión y mantenimiento, pésimas condiciones de trabajo y vaciamiento de sectores que en el caso de la limpieza vienen denunciando los delegados y trabajadores del sector. La falta histórica de insumos, elementos de protección y personal suficiente, en medio de la pandemia se vuelve un acto criminal. Tampoco nos han provisto de guantes, barbijos y alcohol en gel y contando con ejemplos a nivel internacional, no hubo planificación de equipos de trabajo reducidos para minimizar y compartimentar la cantidad de posibles contagios, al tiempo que permita mantener el servicio si un equipo debe aislarse. Se demuestra una vez más que existe una cadena de negligencia e irresponsabilidad de la empresa Metrovías junto al gobierno de la Ciudad, y a la cual solo podemos responder apropiadamente los trabajadores y así proteger nuestra salud, la de nuestras familias y la de miles de usuarios que usan el transporte público".

Te puede interesar: Claudio Dellecarbonara: “En el subte estamos trabajando de manera deplorable en medio de la pandemia”

Leonardo Saraceni, delegado del sector, nos contó cómo se organizaron. “La empresa no nos cuida. Nos querían obligar a asistir, cuando aún no teníamos el resultado de los análisis del compañero, y sabiendo que había estado en contacto con la mayoría de nosotros. Tuvimos que definir cómo manejarnos en asambleas de acuerdo a lo que indica el protocolo del mismo gobierno, quien junto con la empresa se niegan a poner en práctica”. Además, agregó que “gracias a nuestra organización, apuraron los análisis del compañero que fueron enviados al Muñiz con el fin de obtener resultados más rápidos”.

Medidas que sirven de pantalla

Se niegan a aplicar protocolos existentes a nivel nacional. No proveen de elementos de protección personal necesarios como guantes, barbijos y alcohol en gel en tiempo y forma a todo el personal. No garantizan el personal de limpieza necesario para desinfectar los lugares de trabajo donde decenas pasan el día. A esto ahora se suma una nueva “medida cosmética”: la toma de la temperatura corporal. Según denunciaron trabajadores, esta tarea está a cargo del personal de seguridad que no tiene idea de cómo actuar. De hecho, un ejemplo se dio este fin de semana. En uno de los talleres, a un trabajador le detectaron 37.7 pero continuó en sus funciones todo el fin de semana, cuando en realidad si el termómetro marca entre 37.5 y 38 debe activarse un protocolo de seguimiento a cargo del departamento médico de la empresa. Y esto no fue lo que sucedió.

Esto pasa cuando se ponen por delante las ganancias empresariales, y no la salud de trabajadores y usuarios. Los recursos deben estar puestos en pos de garantizar las condiciones de higiene y seguridad necesarias para proteger la salud de quienes viajan y trabajan en el transporte. De lo contrario el transporte público es, y lo será aún más cuando avancen las medidas tendientes a estabilizar las actividades, un lugar que puede servir de caldo de cultivo para el virus.

Los trabajadores de la línea B dieron un gran ejemplo de organización que sienta un precedente para todo el transporte público logrando imponer, con su organización, la aplicación del protocolo que Metrovías, Sbase y el Gobierno de la Ciudad no garantizan.







Temas relacionados

Coronavirus   /    Subte Línea H    /    Subte Línea E   /    Subte Línea D   /    Agrupación Bordó   /    Subte Línea C   /    Subte Línea B   /    Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro   /    Claudio Dellecarbonara   /    Sbase   /    Subterráneo   /    Protocolo   /    Metrovías   /    Subte   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO